Marcha por las víctimas fue un espaldarazo a la paz de Colombia

Marcha por las víctimas fue un espaldarazo a la paz de Colombia

Solo en Bogotá, donde hubo congestión vial, reportaron más de 300.000 personas que se movilizaron.

notitle
09 de abril 2015 , 09:34 p.m.

El mensaje de este jueves no pudo ser más contundente: Colombia quiere la paz.

En una jornada en la que participó prácticamente todo el país, miles de colombianos marcharon en un homenaje a las víctimas que a lo largo de más de 50 años ha dejado el conflicto interno.

Indudablemente que la principal movilización se vio en Bogotá, donde particularmente la calle 26, que conduce del aeropuerto El Dorado al centro de la ciudad, se vio ‘inundada’ de ciudadanos, la gran mayoría luciendo camisetas blancas y con letreros alusivos a la paz y de respaldo a los diálogos en La Habana.

La jornada duró aproximadamente cinco horas y estuvo promovida por diversos sectores. En el caso de la capital, el alcalde Gustavo Petro fue uno de los principales promotores, aunque el Gobierno, en cabeza del presidente Juan Manuel Santos, también se vinculó. (Lea aquí: 7 guerrilleros murieron en primer mes de cese de bombardeos a las Farc)

En la marcha se vieron delegados de comunidades indígenas, de afros, de sectores sindicales, de la Marcha Patriótica, del Frente Amplio por la Paz, de juntas comunales y, por supuesto, de víctimas.

También estuvieron delegaciones que llegaron desde diferentes partes del país y que quisieron venir hasta Bogotá para ofrecer su respaldo a las víctimas del conflicto y su apoyo al proceso de paz. Entre los caminantes se destacaron los cabildos indígenas de la ciudad, entre ellos los muiscas, colectivos de mujeres y de la comunidad LGBTI, al igual que estudiantes de colegios y universitarios.

La jornada de este jueves, que, según la Secretaría de Gobierno Distrital, contó con la presencia de más de 300.000 personas, comenzó antes de las 8 de la mañana, cuando cientos de manifestantes empezaron a agruparse en diversos puntos de la ciudad para luego marchar.

Como era de esperarse, se registraron algunos trancones y dificultad en la movilidad, sobre todo en la calle 26 y la carrera 68.

El presidente Santos llegó poco después a la plazoleta de los Caídos, donde dejó una ofrenda floral en honor de los militares muertos en combate. “Merecen la gratitud eterna del pueblo colombiano”, dijo el mandatario de los colombianos.

Santos también agregó que el sacrificio de las víctimas es lo que lo impulsa a perseverar en la búsqueda de la paz.
Tras esto, el mandatario inició una caminata para posteriormente arribar al Centro de Memoria Histórica. Allí, se encontró con el alcalde Petro y, entre ambos, en un acto simbólico, prendieron la antorcha de la paz, que durará encendida hasta cuando se firme el fin del conflicto con la guerrilla de las Farc.

santos

Foto: EFE

Durante el acto se puso la primera piedra de lo que será el Museo Nacional de la Memoria Histórica.

“La paz, las víctimas y el apoyo del Papa deben unirnos a todos los colombianos en vez de estimular las divisiones”, dijo el Jefe de Estado, quien agregó: “Si hay algo en lo que todos estamos de acuerdo es en reparar a las víctimas, y muchas veces he dicho que la tarea más grande no es solo reparar, sino evitar que haya nuevas víctimas”.

Mientras se desarrollaba el encuentro, una de las antorchas que se utilizaron para encender el fuego cayó sobre el piso falso de madera que se ubicó en el lugar y comenzó a incendiarse. Miembros del equipo de seguridad de Santos tuvieron que contener el fuego, incluso trayendo un poco de agua en un balde.

En esta ceremonia estaba previsto que estuviera el astro del fútbol argentino Diego Maradona, pero, debido al caos vehicular que se generó en Bogotá, llegó tarde y la seguridad que había alrededor del lugar no le permitió el ingreso. Logró llegar hasta una cuadra del Centro de Memoria.

Ante esto, el presidente Santos lo llamó y le agradeció su presencia en el país para participar este viernes en un partido amistoso.

El apoyo a las víctimas también llegó desde diferentes sectores políticos. Por los lados de la izquierda, una de las más entusiastas fue la presidenta del Polo, Clara López, quien salió a marchar junto a una pancarta en la que se leía “La paz es el camino”.

“El pueblo colombiano se está apropiando del proceso de paz y al apropiarse está haciendo exigencias de que los acuerdos de La Habana no sean solamente el fin del conflicto armado sino también el inicio de profundas reformas de carácter social que sean un sustento real a una paz sostenible y duradera”, dijo.

Un grupo de teatro se sumó en Bogotá a la movilización por las víctimas y la paz. En la imagen, muestran fotos de víctimas. Foto: Reuters

La exsenadora Piedad Córdoba aseguró que la jornada fue un espaldarazo “fuertísimo” a la paz y pidió a los miembros de las Fuerzas Armadas que no gustan del proceso que lo acompañen.

El exalcalde Antanas Mockus, igualmente, señaló que la guerra hace que la gente se anestesie frente al dolor ajeno. Agregó: “Diez o veinte años más de guerra no son deseables desde ningún punto de vista”.

La marcha concluyó en el parque Simón Bolívar, en donde hubo un concierto de artistas nacionales e internacionales que contó con la presencia de al menos 30.000 personas.

Guerrillas apoyaron marcha

La marcha por las víctimas del conflicto armado interno también fue apoyada por las guerrillas de las Farc y del Eln.
“La paz no es del Gobierno ni de las guerrillas; la paz es lo que nos yergue y nos moviliza a todos los colombianos”, señalaron las Farc en un comunicado.

Lo mismo hizo el Eln, que en la cuenta de Twitter de la red Ranpal, que publica información de ese grupo, señaló: “Un abrazo fraterno del Eln a todo el pueblo colombiano que hoy da un paso más hacia la unidad en pro de la anhelada paz”.

En las ciudades se expresaron las víctimas

Edna Magaly Ayala se había prometido no llorar, pero más de una vez lo hizo cuando empezó a escribir la historia de dolor de su familia. Esa situación se repitió este jueves, en la plazoleta Jairo Varela, de Cali, donde contó el drama de su familia antes de salir de su natal San Antonio (Tolima).

Siendo apenas una chiquilla, le tocó ver llegar a su padre envuelto en una sábana. Eso fue en mayo de 1997, cuando su papá fue asesinado. Siete años después fue su mamá la que llegó herida.

Recuerda que la cama no era para dormir, sino para cubrirse, ante el temor de que una bomba desplomara el techo. No aguantaron más y con su mamá, un hermano de 10 años, y ella de 15, salieron de San Antonio, en el Tolima.

En varias ciudades del país se registraron concentraciones de apoyo a las víctimas y al proceso de paz en La Habana. Fotos: Santiago Saldarriaga

Como Edna Magaly, otras mujeres de diferentes regiones relataron sus dramas en uno de los actos que se celebraron en Cali en memoria de las víctimas de la violencia.

En esta ciudad se realizaron dos marchas que sumaron 15.000 personas, que pese al intenso calor no pararon de agitar consignas pidiendo parar la guerra y definir el inicio de un cese bilateral del fuego. En el occidente del país también se presentaron movilizaciones, en Buenaventura y Popayán.

En Medellín, por su parte, la guardia indígena encabezó la jornada, en la que participaron cerca de 8.000 personas. “Tengo fe de que podamos recuperar la paz. La voluntad de cada uno de nosotros es fundamental”, dijo Manuel Mercado, de la Asociación de Víctimas, Reclamantes de Tierras y Paz de Apartadó.

En Barranquilla se vieron muchas banderas de Colombia y de la ciudad, y palomas, como símbolos de paz. A esta movilización se unieron cerca de 10.000 personas de todos los departamentos del Caribe.

En Bucaramanga, más de 15.000 campesinos marcharon. Los mensajes fueron en favor de una salida negociada al conflicto y la convocatoria para una asamblea nacional constituyente.

Otros hechos de la jornada

El laboratorio de genética por la paz

El alcalde Petro anunció la creación del laboratorio de genética por la paz, que funcionará en el San Juan de Dios y será manejado por Medicina Legal. Se busca estudiar cerca de 30.000 registros de ADN de las familias que tienen miembros desaparecidos.

El tono conciliador del Fiscal General

Con ánimo conciliador, el fiscal Eduardo Montealegre pidió al presidente Santos responder las 45 preguntas que sobre el proceso de paz le envió el procurador Alejandro Ordóñez. “Bienvenidas las preguntas, bienvenido el debate sobre la justicia transicional”, dijo.

Ordóñez pidió por víctimas y paz

El procurador Alejandro Ordóñez, quien ha reiterado sus críticas al proceso de paz, dijo este jueves: “Hoy es un día en memoria de las víctimas, también un día de repudio a los victimarios, sin importar si fueron las Farc, el Eln, las Auc, las bandas criminales o agentes estatales”.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.