Polémica por nombre del alcalde de Dabeiba en lápidas del cementerio

Polémica por nombre del alcalde de Dabeiba en lápidas del cementerio

'Si piden que quite mi nombre de lápidas, lo hago': alcalde de Dabeiba. El motivo era un homenaje.

notitle
24 de marzo 2015 , 09:52 a.m.

Aunque el alcalde de Dabeiba (Antioquia), Toribio Girón David, no está muerto –y aún le quedan nueve meses de mandato–, su nombre aparece en 18 lápidas del cementerio de la vereda Charrascal.

Está ahí porque en diciembre del 2012 las mandó a construir para hacerle un homenaje a las víctimas de la masacre del 2 de febrero de 1953, cuando los ‘chulavitas’ asesinaron en ese lugar a 19 liberales. Son 18 lápidas porque en una de las tumbas enterraron a padre e hijo.

Ese hecho, que se volvió una noticia polémica que le dio la vuelta al país, ha tenido en la palestra pública al mandatario quien le aseguró a EL TIEMPO que si la comunidad de Charrascal se lo pide, mandará a quitar su nombre de cada una de esas.

“Yo lo hice con toda la voluntad de darle un reconocimiento (en los 63 años que se cumplieron en el 2013) a las familias de esas víctimas que no han tenido reparación, pero los enemigos políticos han sacado provecho de un gesto desinteresado”, aseguró.

De acuerdo con Girón, cada una de las lápidas le costó 25.000 pesos y fue idea de quien las hizo que allí estuviera su nombre.

“Él me dijo que si se lo ponía, y a mí no me pareció nada malo. Pero ahora veo que hay gente que le molestó”, añadió Girón quien en la última semana no ha parado de dar explicaciones al respecto.

Por eso esperará que la comunidad de la vereda Charrascal tome una decisión frente a las controvertidas placas que han generado una discusión y división en distintos sectores del pueblo del Urabá antioqueño.

Girón le aseguró a este diario que, como todos los habitantes de su pueblo, es un “campesino humilde que no tengo pretensiones de nada por lo que no entiendo por qué, en medios de comunicación, me señalan como lo han hecho”.

Lo que sí ha aprovechado de la polémica es mostrarle al país lo que, según él, ha hecho por su pueblo.

“Antes de esto Dabeiba era un pueblo desconocido, pero ahora lo conoce todo el país. Reitero, si la gente no quiere que mi nombre esté allí, yo lo retiro, con pintura, con lo que sea, pero también quiero que vean lo bueno que he hecho”, añadió el mandatario, quien aprovechó para pedirle al Gobierno Nacional que inicie, cuanto antes, los procesos de reparación a las víctimas del pueblo, que pueden superar el 50 por ciento.

Por ahora, las lápidas continúan con el nombre del alcalde, esperando la decisión de los familiares de las víctimas.

MEDELLÍN

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.