Inventando el futuro

Inventando el futuro

Ser originales al imaginarse la propia carrera es un buen punto de partida para los jóvenes.

notitle
27 de febrero 2015 , 07:22 p.m.

NUEVA YORK. En un ritual común a unos 20 millones de familias en Estados Unidos cada año, últimamente he dedicado un tiempo considerable a llevar a la menor de mis hijas a visitar universidades. La transición de bachillerato a la educación superior en este país es un proceso innecesariamente abrumador, por la cantidad de variables que involucra y por la feroz competencia por los poquísimos cupos que ofrecen los centros de enseñanza más reconocidos. Ni hablar de lo que cuestan.

Esas visitas, sin embargo, han sido una verdadera experiencia educativa, al menos para mí. Por un lado, es desalentador saber que la probabilidad de que la niñita sea aceptada en algunas de las mejores universidades no llega en muchos casos al 15 por ciento. Por el otro, he disfrutado la oportunidad de ver en qué andan los jóvenes universitarios, que, como decía la revista The Economist en un artículo reciente, son dueños de una fortuna que no puede ser despilfarrada en ningún casino y que vale más que la riqueza misma: la materia gris.

Aunque mi método de investigación es empírico, me atrevería a decir que cada vez hay menos estudiantes confinados en una sola carrera o una sola área de interés, y más jóvenes que le apuestan a una combinación de destrezas que a simple vista parecerían incompatibles, pero que los prepara para trabajar en empresas –e inclusive en sectores– que todavía no han sido inventados. Instagram no existía hace cinco años y hoy tiene 300 millones de usuarios por mes. Facebook apenas gateaba hace una década y en diciembre pasado ya contabilizaba 1.400 millones de usuarios.

No todas las nuevas oportunidades de trabajo están conectadas con la economía digital, pero todas las empresas enfrentan a diario cambios tecnológicos que ponen a prueba su modelo de negocio y las obligan a mirar sus desafíos no apenas desde una, sino desde varias ópticas. El periodismo es un ejemplo de ello.

Por eso, en las visitas que he hecho a universidades no me ha extrañado encontrar estudiantes que se van a graduar con un título en Ciencia, Tecnología y Relaciones Internacionales, ni otros que estudian Medicina y Humanidades al mismo tiempo.

Simultáneamente, la demanda de profesiones tradicionales, o que siguen siendo enseñadas de manera tradicional, está en declive. Es el caso del Derecho, que ha visto una disminución del 30 por ciento en el número de aspirantes en los últimos cuatro años debido en parte a la crisis económica, pero también a la automatización de servicios legales que antes eran prestados exclusivamente por seres humanos.

Tener un grado universitario no es garantía de éxito, pero ciertamente ayuda, y en estas épocas de incertidumbre en que la colaboración está en la base de cualquier actividad económica, es importante desarrollar esa mentalidad interdisciplinaria en la facultad.

Asumiendo por un momento que lo que digo es verdad, ¿hay combinaciones de carreras que son mejores que otras? ¿Por ejemplo, Estadística y Ciencia Política, Economía y Salud Pública, Antropología y Estudios Ambientales? Creo que una forma de responder es definir los principales desafíos que enfrentan no apenas los países, sino la humanidad en general. Falta de agua y recursos energéticos, inseguridad alimentaria, pobreza, enfermedad son algunos de los problemas para los cuales las nuevas generaciones tendrán que seguir buscando soluciones innovadoras. Ser originales al imaginarse la propia carrera es un buen punto de partida para los jóvenes que tendrán en sus manos tanta responsabilidad. Como diría el profesor y programador de computación estadounidense Alan Kay, “la mejor forma de predecir el futuro es inventárselo”.


Adriana La Rotta

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.