Sean Penn y el comentario que causó controversia en los Óscar 2015

Sean Penn y el comentario que causó controversia en los Óscar 2015

El actor preguntó quién le había dado la 'Green Card' al director Alejandro González Iñárritu.

notitle
23 de febrero 2015 , 08:25 a.m.

Sean Penn desató una ola de comentarios en Twitter al utilizar una polémica frase para anunciar a Alejandro González Iñárritu como ganador del Óscar a la Mejor Película por ‘Birdman’, filme que también le valió el trofeo a la Mejor Dirección.

El actor estadounidense intentó crear suspenso quedándose en silencio por unos segundos antes de leer el contenido del sobre con el nombre del ganador. Luego dijo: "¿Quién diablos le dio una Green Card (tarjeta de residencia para inmigrantes) a este tipo?".

González Iñárritu quiso dedicar el Óscar de '"Birdman' como mejor película a sus compatriotas mexicanos, a un lado y al otro de la frontera estadounidense. "A los que viven en México, rezo por que podamos construir el Gobierno que nos merecemos", indicó el realizador, de 51 años, sobre el escenario del Teatro Dolby.

"Y quienes viven en este país (EEUU), rezo por que sean tratados con la misma dignidad y respeto que aquellos que vinieron anteriormente y construyeron esta increíble nación de inmigrantes", apostilló.

Aunque González Iñárritu recibió de buen ánimo el trofeo, el último entregado en los Óscar 2015, fueron varios los que calificaron su frase de racista en Twitter.

En la gala, Alejandro González Iñárritu triunfó en cuatro categorías: mejor película, mejor director, mejor guion original y mejor fotografía.

Tras haber desarrollado una carrera marcada por el drama, Iñárritu decidió desafiarse a sí mismo en ‘Birdman’ con una sátira sin contemplaciones sobre la fama y el ego de un actor (Michael Keaton) que busca desesperadamente el prestigio en los escenarios de Broadway en Nueva York y poder arrancarse de la piel esa fama que le dio haber sido un superhéroe en el cine.

‘Birdman (o la inesperada virtud de la ignorancia)’, que cuenta también con las actuaciones de Emma Stone (una hija drogadicta), Edward Norton (un actor engreído), Naomi Watts (una actriz insegura) y Zach Galifianakis (un productor calculador), es también una ácida reflexión sobre el ego, la sobredimensionada importancia de las redes sociales, así como de la crítica.

EL COMERCIO / GDA y EFE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.