Las claves para dar con el asesino de la estudiante hallada en caño

Las claves para dar con el asesino de la estudiante hallada en caño

Jhon Ulloa Anturi intentó borrar las imágenes de las cámaras de seguridad y vender sus pertenencias.

23 de febrero 2015 , 08:06 a.m.

Las autoridades contaron con varios elementos claves que permitieron dar con el paradero de Jhon Alexander Ulloa Anturi, el hombre que aceptó su responsabilidad en el asesinato de Ana Milena Torres, la joven estudiante de la Corporación Educativa Indoamericana, que fue hallada muerta en el canal de agua Arzobispo, el pasado 5 de febrero.

Al video en el que se logró captar a un hombre llevando consigo una bolsa similar a la que envolvía el cuerpo de Ana Milena cuando fue hallado por un habitante de la calle, y que se convirtió en la prueba reina de la investigación, se sumó la alteración de otras grabaciones. (Lea: ¿Qué le sucedió a la joven hallada muerta en un canal de agua lluvia?)

Ulloa, según los investigadores, intentó modificar las imágenes captadas por las cámaras de seguridad del sector donde encontraron el cadáver, ubicado a escasas seis cuadras de la vivienda donde habría cometido el asesinato, pues tenía acceso a ellas. La empresa de vigilancia en la que trabajaba para ese entonces le había asignado esa zona para protegerla de los delincuentes. Incluso, el día que cometió el crimen estaba cumpliendo con su turno.

Justamente la manipulación de las cámaras habría sido el detonante para que la empresa lo retirara de su cargo dos días después del crimen. Las autoridades aclararon que no renunció, como se había dicho en principio, sino que lo despidieron. (Lea: Video es clave en investigación de crimen de universitaria en Bogotá)

A esto se sumó que Ulloa haya tenido comportamientos extraños tras el asesinato. Fuentes le aseguraron a las autoridades que varios objetos de aseo se desaparecieron de la casa; encontraron palos de escoba rotos y faltaban elementos de aseo, con los que se presume habría limpiado manchas de sangre.

Durante la investigación, las autoridades también lograron determinar que Ulloa asesinó a la mujer para robarle un anillo y un celular inteligente. Precisamente esos elementos fueron los que el vigilante intentó vender después del crimen.

Incluso, antes de la imputación de cargos, que se llevó el viernes, fuentes cercanas a la investigación le aseguraron a este medio que el hombre confesó que había asesinado a Ana Milena, pues ella habría puesto resistencia a entregar sus pertenenciasy le habría dicho que conocía miembros de la Policía que lo encontrarían. ('No abusé sexualmente de ella; quitarle la vida fue un accidente')

Otra clave que confirmó que él era el responsable del crimen fue que el día de la captura el hoy sindicado negó que él fuera Jhon Alexander Ulloa Anturi. Para escapar, aseguró que su cédula de ciudadanía estaba dentro de la casa, pero fue, tras la insistencia de los investigadores, que accedió a entregar su documento de identidad.

Finalmente, Jhon Alexander Ulloa Anturi confesó en la audiencia que la había asesinado

Escríbanos a aleser@eltiempo.com

BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.