Cantante venezolano Yordano cuenta su lucha contra el cáncer

Cantante venezolano Yordano cuenta su lucha contra el cáncer

Varios amigos del artista organizaron un concierto para recaudar fondos. Entrevista.

notitle
22 de febrero 2015 , 04:43 p.m.

Hace un mes, Yordano recibió una médula ósea nueva. La cirugía se prolongó varias horas, durante las cuales miles de mensajes inundaron sus cuentas en las redes sociales. El autor de canciones como ‘Manantial de corazón’, ‘Madera fina’ y ‘Locos de amor’ luchaba por su vida en un quirófano en Nueva York. Al final, su trasplante fue un éxito.

“Han sido días duros para él. Se encuentra aislado. Soy su único canal con lo que pasa afuera”, cuenta su esposa, Yuri Bastidas Di Marzo.

En agosto pasado, en el programa de Ismael Cala en CNN, el venezolano reveló su enfermedad: un cáncer de médula que le impedía producir células sanguíneas sanas.

La escena fue desgarradora: el artista, productor, compositor e intérprete lloró ante las cámaras. A eso se sumó la imposibilidad de conseguir su tratamiento en Venezuela, ante la escasez de medicamentos.

Pero Giordano Di Marzo Migani (su nombre de pila) es un luchador de 63 años. Inspirados en esa fortaleza y ante la complicada situación económica que enfrenta el vecino país, varios artistas amigos de Yordano organizaron un concierto benéfico (Lea: El 24 de febrero, artistas darán un concierto para ayudar a Yordano).

Aún convaleciente –su recuperación tardará cerca de año y medio– y más enamorado de la vida, de su familia y de su profesión, Yordano respondió un cuestionario para EL TIEMPO.

¿Ante la solidaridad y el cariño, había calculado su influencia en tanta gente?

Yo no tenía conciencia del amor que la gente sentía por mí. Después de hacer pública mi circunstancia de salud, me dio sentimiento de culpa porque no quería que la gente se sintiera mal. Me conmovía mucho al leer mis redes sociales o cuando estaba en la calle y la gente me daba estampitas o medallitas. Alguien me dijo: “Yordano, recibe este amor, te lo ganaste por tanto amor que nos has dado en tus canciones”.

¿En tal situación, un artista se convierte en un símbolo?

Te va a sonar a lugar común, pero no hay que rendirse. Nunca me quise morir, quería vivir y quiero vivir. En mi disco ‘Manifiesto’ hice una canción, que se llama ‘Quiero vivir’, y es lo estoy haciendo. Mi mujer ha sido mi mayor apoyo, con ella he llorado, orado, en mis peores noches.

El doctor Sergio Giralt, la cabeza de todo el proceso, me dijo: “Vamos a hacer juntos el concierto de tu vida; tenemos que montar el espectáculo, ensayar con los músicos, escoger los temas y agotar las entradas. Prepárate porque aquí lo vamos a dejar todo”. Y así fue. Ha sido mi mejor concierto, gracias a Dios.

Sufrió las restricciones de Venezuela, con el tema de sus medicamentos…

Así fue, pero hay muchos Yordanos esperando medicinas oncológicas. A las autoridades competentes les pido que solucionen con más rapidez ese problema porque la salud de los ciudadanos no debe tener límites de espera. La salud es un derecho, no un favor.

¿El origen de ‘Manifiesto’ es la situación de su país?

Nació hace un año. Sentía que debía apoyar a los jóvenes estudiantes que exigían ser escuchados y cuya protesta terminó en violencia en su contra: hubo muertos por alzar su voz, otros fueron golpeados salvajemente y otros, detenidos. No podía salir a protestar, porque estaba en la quimioterapia, así que solo podía ponerle letra y música a lo que ocurría en las calles de Venezuela. También estaba en mi propia revuelta, mi lucha y mi negación por este cáncer... No había día que amaneciera sin preguntarme ¿por qué a mí?

¿Hay más canciones allí?

No, solamente serán tres temas (disponibles en la página oficial de Yordano): ‘Manifiesto’, ‘Quiero vivir’ y ‘Un triste adiós’, dedicada a mi amigo Simón Díaz. Después de ver en retrospectiva el año vivido, decidimos que ‘Manifiesto’ se quede así, porque esas canciones reflejan una circunstancia y debo cerrar ese ciclo.

Ya tengo algunas maquetas de lo que será un nuevo disco y estoy componiendo canciones. Ese álbum será un tributo al amor, la vida, la amistad, las estrellas y la luna, ¡una vez más!

¿Cómo se reinventa luego de 35 años de carrera?

Las cosas se logran con constancia. Soy muy terco, vivo buscando cosas nuevas, leo mucho sobre lo que está pasando en la música, escucho con detenimiento lo que hacen nuevas generaciones de músicos y me arriesgo a ir con cosas distintas, sin olvidar mi estilo y ser fiel a lo que me gusta.

¿Qué viene en su vida?

Vivir, disfrutar de mi mujer, mis hijas y mi nieta, de 2 años. En mi cabeza ya bailan las nuevas canciones; tengo un nombre para ese disco y, paralelo a ese, hay otro proyecto con mi amigo colombiano Jorge Villamizar. Aunque mi plan de vida más cercano es volver a Caracas, a mi casa. Antes de venir aquí la remodelé y aún no he podido disfrutarla. Luego me iré con mis chicas a playa Manzanillo (en isla Margarita) a meternos al mar, a comer pescado frito y a visitar a la Virgen de Valle.

¿Los motivos de su inspiración han cambiado?

La inspiración es el uno por ciento, y el otro 99 es transpiración (trabajo). Cuando a mí se me mete una idea, una imagen, una mirada, una frase, de ahí parto y lo que viene es mi terquedad de trabajarla hasta que se vuelve una canción. Y eso no cambia: cuando algo te gusta y además es tu oficio, nada te alejará, ni siquiera esta enfermedad. De lo malo y de la oscuridad se aprende, y ahora vuelvo a la vida y seguirán naciendo temas.

Usted es la influencia de muchos artistas, y los conciertos lo demuestran.

Me siento inmensamente conmovido, porque no espero que nadie haga nada por mí, y, de repente, todo este cariño me arropa. Los bendigo a todos y deseo que ese amor y bondad les sean devueltos por el universo. Gracias a Dios que existe el amor, si no yo no te estuviera contando el cuento. El amor de todos me ha salvado.

Concierto en Bogotá

Carlos Vives, Fanny Lu, Andrés Cepeda, Luis Enrique, Lena Burke, Chabuco, Los Cumbieros y Santiago Cruz se unen para recaudar fondos económicos que le ayuden al compositor y cantante venezolano Yordano en los gastos de su tratamiento contra el cáncer. El concierto de los artistas se realizará este martes, a las 7 p. m., en Gaira Café y Cumbia House, en el norte de Bogotá. Entradas en www.tuboleta.com. Los precios y localidades disponibles son: platino, 700.000 pesos; VIP, 300.000 y general, 140.000.

SOFÍA GÓMEZ G.
Cultura y Entretenimiento
En Twitter: @s0f1c1ta

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.