Intervienen parte de la Terminal de Villavicencio por insalubridad

Intervienen parte de la Terminal de Villavicencio por insalubridad

Presencia de plagas y agua no potable, entre las razones del cierre de varios locales.

16 de febrero 2015 , 07:02 p.m.

Ratas, cucarachas, zancudos y agua no apta para consumo humano halló en las últimas horas un equipo técnico de la Secretaría de Salud en un sector de la Terminal de Transporte de Villavicencio.

Estos agentes, potencialmente peligrosos para la salud de la comunidad por las enfermedades que pueden transmitir, obligaron al cierre de cinco restaurantes, los cuales fueron sellados de manera indefinida.

Jesús Emilio Rosado, secretario de Salud local, recalcó además que varios de los empleados que laboraban en los establecimientos intervenidos no portaban elementos de protección para la manipulación de alimentos (guantes, gorros tapabocas), ni tampoco el carné que por obligación deben tener para la preparación de comida.

Sin embargo, lo que más llamó la atención es que en algunos negocios la calidad del agua no cumplía con los parámetros de calidad. Advirtió que la medida solo será levantada hasta tanto cada local cumpla.

Al respecto, Luis Antonio Chávez, gerente del Terminal, aunque lamentó el cierre de los locales, afirmó que el operativo y sanciones de las autoridades sanitarias no fue sorpresivo como algunos comerciantes denunciaron.

Algunos comerciantes como Gloria Ramírez no ocultaron su inconformismo porque aseguraron que hubo algunas irregularidades en cuanto a las drásticas medidas que tomaron.

Otros afectados denunciaron que no han sentido respaldo de la administración, pues según informaron, también hubo problemas hace poco con el servicio de unidades sanitarias.

La insalubridad en establecimientos de comidas no es nuevo en Villavicencio porque, según la Secretaría de Salud, hace poco cerraron un restaurante en el barrio Villa Julia, por esta misma razón.

‘Ya estaban advertidos’

Hace dos meses los comerciantes de la Terminal de Transporte fueron notificados de las disposiciones en materia de higiene que debían acatar en cada uno de los establecimientos.

Así lo afirmó a Llano Sie7edías el gerente de la Terminal, Luis Antonio Chávez, quien recalcó que incluso fueron notificados por escrito.

“En una reunión con la Secretaría de Salud se informó que podía pasar, lo que en efecto ocurrió, por no haber tomado a tiempo las medidas necesarias, la administradora de la Terminal pasó local por local informando a través de una circular qué requisitos debían cumplir los establecimientos comerciales”.

Chávez aseguró que en este caso la responsabilidad directa recae sobre quienes operan cada uno de los locales (la mayoría en arriendo), porque los dueños simplemente lo rentan, independientemente del tipo de negocio que vayan a instalar allí. “Ni la gerencia ni la administración tiene responsabilidad en lo que pasó”, puntualizó el gerente.

Frente a la queja por las unidades sanitarias, Chávez sostuvo que ya fue superado el inconveniente (baja presión del agua extraída de un pozo) y que están en funcionamiento. Incluso recordó que los baños los opera un particular, contrato de arrendamiento que sigue vigente.

‘Todo hace parte de una retaliación’

Notablemente molestos, varios comerciantes sancionados con el cierre de sus locales, afirmaron que hace tiempo hay ausencia de la administración de la Terminal (oficina que es aparte de la gerencia) porque según ellos, no informaron a tiempo sobre la visita ni dieron tiempo prudencial para ponerse al día con lo que tenían que ajustar dentro de los negocios.

Algunos hasta denunciaron presuntas irregularidades en el procedimiento, porque aunque reconocieron que no es la primera vez que la Secretaría de Salud los visita, siempre daban plazo para tomar los correctivos.

“Esta vez llegaron de una vez a sellarnos los negocios, lo cual nos parece arbitrario, a algunos nos pidieron una cantidad de requisitos como por ejemplo extractores de olores, filtros para purificar el agua, no nos oponemos a hacerlo pero necesitamos producir para poder pagar los arreglos”, reclamó la dueña de un restaurante.

Llano Sie7edías buscó a Jennie Valdés, administradora de la Terminal para conocer su opinión acerca de las denuncias de los comerciantes, pero su asistente, Mariana García, indicó que estaba en una reunión y que respondería el llamado luego.

LLANO SIE7E DÍAS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.