Reclutamiento de menores... ¡a partir de 17!

Reclutamiento de menores... ¡a partir de 17!

Cuando se trata de la violación de los derechos de los niños, no hay sapo tragable.

notitle
15 de febrero 2015 , 11:53 p.m.

Los obligan a cargar “carne de muerto” entre sus mochilas para acostumbrarlos a la sangre, los arrancan de sus hogares, los despojan de su infancia y sus sueños, los sacan de la escuela; a las niñas las rotan entre mandos, abusan de ellas, las violan y, si quedan embarazadas, las obligan a abortar; los usan como escudos humanos y carne de cañón, y, cuando quieren regresar a sus hogares, los hacen ver cómo cavan sus propias tumbas y los matan; los entrenan para matar, usar fusiles, detonar explosivos...

En el mundo entero, el reclutamiento forzado de menores se ha considerado uno de los crímenes más atroces, como crimen de guerra, como crimen de lesa humanidad, como crimen internacional. Cometerlo no agrede solo al niño o a su familia, agrede a todo el orden jurídico, al sistema de derechos humanos, al Derecho Internacional y a la humanidad entera. Es un crimen contra la humanidad.

Así, se entiende que la Corte Penal Internacional se hubiera estrenado con una condena por reclutamiento forzado de menores. Para demostrar lo atroz de estas conductas y el imperativo de que no queden impunes, la bajada de bandera de la justicia internacional contra los criminales que reclutan niños se produjo en el 2012, cuando se dictó la primera sentencia de esa corte contra el congolés Thomas Lubanga Dyilo.

Posteriormente, la misma corte procesó y condenó a Charles Taylor, de Sierra Leona, a 50 años de prisión por la comisión de crímenes de guerra y de lesa humanidad, entre ellos reclutamiento forzado de menores. En Colombia, la dimensión de este crimen ha sido escalofriante. Paramilitares, guerrillas y ‘bacrim’ han procedido con extrema crueldad. El acumulado desde la década de los 90, cuando se masificó la práctica, se mide en decenas de miles, según información del propio ICBF.

El comandante del Ejército, general Lasprilla, ha dicho que los que más reclutan son las Farc con el 71 por ciento de los eventos. Y los reclutan desde los 11, 12, 13 años. Hay, incluso, casos espantosos de menores de 10 años, documentados. Jurídica y éticamente, es inaceptable que el reclutamiento de menores hubiera quedado excluido del acuerdo marco para los diálogos de paz suscrito por Gobierno y Farc, en clara violación del derecho prevalente de los niños y la obligación de todos los funcionarios de protegerlos.

Miles de testimonios desgarradores que describen estas conductas se encuentran referidos o contextualizados en prensa, radio y TV, así como en muchos libros y reportes, entre ellos Aprenderás a no llorar, publicado por Human Rights Watch (2013); Como corderos entre lobos, de mi estudiosa vecina Natalia Springer (2012); o la completa obra Reclutamiento de niñas y niños como crimen internacional de las Farc, de Luis A. Fajardo, publicado por la Universidad Sergio Arboleda (2014).

Ahora las Farc salen a decir que dejarán de reclutar menores de 17 años. Algo es algo, dicen. Pero es imposible de aceptar por el Estado. ¿Cómo así que seguirán reclutando niños a partir de los 17? ¿Cómo así que persistirán en esclavizar, someter y abusar de menores de edad, en abierta violación de la Constitución, de la Convención Internacional de Derechos del Niño y del Código del Menor? ¿Cómo así que callan frente al retorno a sus hogares de los menores que se encuentran en sus filas?

Ahora que ya las Farc abordaron el tema, los negociadores colombianos deben cubrir su penoso sobregiro, derivado del silencio del acuerdo marco sobre los niños, y dedicarse con prioridad al asunto, teniendo claro que el reclutamiento forzado de menores no es indultable, amnistiable ni condonable. Es contundente. No hay sapo tragable, consumible ni digerible cuando de reclutamiento de niños se trata.

Juan Lozano

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.