Halla matadero clandestino en Girón (Santander)

Halla matadero clandestino en Girón (Santander)

En los últimos tres meses han encontrado tres mataderos de equinos y cuatro de aves.

notitle
10 de febrero 2015 , 07:10 p.m.

 

Un matadero clandestino en el que, al parecer, usaban carne de caballo en embutidos para salchichas fue descubierto en una vereda de Girón (Santander) después de que vecinos de la zona denunciaron los olores nauseabundos que provenían del lugar.

En un operativo del Grupo Élite Ambiental (GEA), en conjunto con la Policía Ambiental fue encontrado en la vereda Bocas, cerca a un matadero clausurado en 2013, un segundo lote en el que fueron sacrificados 16 burros. Con este hallazgo, se han descubierto tres mataderos de burros y cuatro de aves en los últimos meses.

En el lugar se encontraron 100 kilos de vísceras, vertimientos directos al río De Oro y, a un kilómetro del matadero, la quema a cielo abierto de los restos de cada animal.

“Como autoridad ambiental la corporación hizo el operativo y encontró restos de equinos y vertimiento de aguas residuales sin ningún tratamiento a la fuente hídrica del Oro, lo que genera un problema de salud pública y contaminación atmosférica”, comentó Pedro Cacua, coordinador del GEA.

Durante el operativo fueron incautados cuchillos, ganchos y básculas utilizadas para actividades de faenado y diez envolturas similares a las empeladas para empacar salchicha “sin embargo, no podemos asegurar todavía que la carne se destinaba para ese tipo de embutidos”, aclaró Cacua.

De acuerdo con las autoridades, el establecimiento no estaba autorizado para el sacrifico de equinos y no cumplía con las normativas sanitarias y ambientales estipuladas por el acta de inspección de buenas prácticas en mataderos.

Aunque la venta de carne de burro está autorizada en Colombia, el Decreto 2278 de 1982 determina que el sacrificio animal debe realizarse bajo las condiciones mínimas sanitarias y con los permisos exigidos por las autoridades de salud.

El coordinador del GEA hizo un llamado a la Secretaría de Salud del departamento y al Instituto de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (Invimas), para que vigilen y controlen no solo los mataderos legalmente constituidos “sino aquellos lugares ilegales que producen carne no apta para el consumo humano. En varias ocasiones, el Invima, nos han impedido el sellamiento de estos sitios porque consideran que a la gente se le debe dejar trabajar y no debería ser así”.

Por Silvia Viviana Santamaría

BUCARAMANGA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.