Cañicultores exploran la cogeneración de energía

Cañicultores exploran la cogeneración de energía

La idea es lograr generar energía a partir de los residuos de cosecha, no más de cinco megas.

notitle
09 de febrero 2015 , 06:13 p.m.

 Los cañicultores vallecaucanos inician el año con la exploración de un nuevo negocio, la de cogeneración de energía a partir de los residuos de cosecha.

Una ventaja es que esa cogeneración se daría con pequeñas plantas móviles que ya han visto en los Estados Unidos.

Para el 26 de febrero Procaña organizó el seminario ‘Negocios con valor agregado en caña: Etanol, energía y recuperación de la capacidad productiva del suelo’, donde los cañicultores analizarán los alcances de la Ley 1715 del 2014 (fomento a las energías renovables), así como las ventajas y desventas de los nuevos negocios en caña.

Vendrá Arturo García, el subdirector de la unidad de demanda de planeación minero-energética del ministerio de Minas, porque la idea es que les diga, de forma clara, cuáles son las opciones que existen para el agricultor y para los campesinos, a partir de la promulgación de esta Ley.

“Hay que tener en cuenta que el agricultor, en caso de que genere energía, no podrá venderla directamente al sistema de interconexión eléctrica, sino a través de un comercializador”, dice la directora de Procaña, Martha Betancourt.

“Queremos mostrar todas las posibilidades que hay a partir de la caña, traeremos expertos internacionales para que nos digan cuál es la potencialidad de generar energía a partir de los residuos de cosecha y que los agricultores puedan hacer una evaluación adecuada de cuánta caña requieren para producir energía”, agregó la dirigente gremial.

¿Qué expectativas tienen frente a la Ley 1715?
Abre una oportunidad para todo el sector agropecuario, en la búsqueda de nuevas fuentes de energía. En el caso de la caña, un grupo de agricultores puede reunirse y con los residuos de las cosecha puede comprar plantas pequeñas y generar energía hasta de cinco megas. Es una nueva opción de negocios que vamos a mirar en conjunto con las empresas americanas que ya están vendiendo plantas pequeñas móviles para cogenerar energía.

¿Cuántos cañicultores estarían en capacidad de producir energía en pequeña escala?
El promedio de una finca en el Valle son 100 hectáreas, tendrían que reunirse varios para hacer la inversión en la compra de la planta y cogenerar energía entre todos porque necesitan residuos de cosecha, necesitan caña cortada y no toda la caña se corta al mismo momento en una finca, se hace de forma alterna.

¿Qué tantos residuos genera el sector?
En promedio se producen 120 toneladas por hectárea, la cantidad de residuos de cosecha o de biomasa puede alcanzar entre un 8,0 y 9,0 por ciento, es un porcentaje bastante alto de biomasa que queda en el campo. En corte verde pueden quedar entre 40 y 60 toneladas de residuos de cosecha. Hay que hacer una evaluación detallada entre la cantidad de biomasa que podemos utilizar para cogeneración de energía y cuánta debemos utilizar para el mejoramiento de las condiciones físicas y químicas del suelo. Cenicaña lleva adelantado un proceso de análisis de resultado de cuánto porcentaje incorporar de materia orgánica al suelo.

¿Esta cogeneración de energía se explora como un negocio más, o ante el vaivén de los precios del azúcar?
El mundo demanda energía de todo tipo y la caña, dentro de su dinamismo, permite que se genere energía y en este marco mundial donde tenemos un petróleo que va en caída, donde tenemos países deficitarios en energía, se ha visto una oportunidad grande. Es muy interesante la contribución de la caña en un panorama energético bastante complejo y con inestabilidad sobre las fuentes generadoras en el mundo.

¿Los cañicultores generadores de energía serían competencia para los ingenios?
No, los ingenios tienen una infraestructura inmensa para congeneración de energía

¿Respiran más tranquilos con la reacción del precio del azúcar?
El precio ha tenido un incremento, estábamos a 72.000 pesos y ahora a 80.000 (saco de 50 kilos), pero no olvidemos de dónde venimos, en el 2010 estábamos en el mercado nacional en los 105.000, cuando alcanzamos el tope máximo de precios en los últimos 30 años, y se dio por la baja en los inventarios a nivel mundial y por la destinación de parte de la caña para producir etanol porque el petróleo estaba a precios altos.

¿Se mantendrá la tendencia alcista?
Nadie tiene la verdad revelada porque el precio obedece a un panorama económico global, pero según los expertos, los precios del azúcar tendrán un comportamiento estable este año, un poco más alto frente al 2014, pero no como en el 2010, entre 16 y 17 centavos de dólar son los pronósticos para este 2015. Hay que tener en cuenta que la tasa de cambio ha sufrido un incremento significativo y nosotros somos tomadores de precios, la tasa de cambio está afectando todo los temas de los productos nacionales, se verán afectados cuando, como el caso del azúcar, tienen precios de referencia, el nuestro es el precio de Londres.

¿Ya no le temen al fenómeno de ‘El Niño’?
Las posibilidades de que se presente vienen cayendo. Estamos en la temporada seca normal, eso sí, con menos precipitaciones. No obstante, tenemos planes de contingencia. En Brasil también han tenido este temor.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.