Casas sin valor

Casas sin valor

Con cada casa que autorizan tumbar en algunas zonas matan un vestigio de la historia de Bogotá.

notitle
02 de febrero 2015 , 09:38 p.m.

Da mucha emoción ver los proyectos que ha emprendido la Administración de Bogotá para salvar algunos viejos edificios y monumentos de la ciudad: la propuesta de restauración del gigantesco inmueble del Hospital Materno Infantil, la iniciativa para devolverle la vida al histórico complejo del San Juan de Dios, el avance de las obras de reforzamiento y recuperación de la iglesia del Voto Nacional, así como la restauración del templete del parque de los Periodistas dan fe de que al menos existe una mínima preocupación por el patrimonio de la capital.

Evidentemente, algunas de estas obras llegan tarde, pues desde hace varios años el Voto Nacional estaba gritando, a través de sus grietas y goteras, que necesitaba ser intervenido. Las piedras fracturadas de la fachada y los problemas estructurales que se evidenciaban al entrar al templo eran el campanazo de alerta de un edificio histórico que amenazaba con desmoronarse. Tenemos suerte de que le hayan metido mano, aunque se hayan demorado en iniciar las obras.

Algo similar pasa con el templete del parque de los Periodistas, que terminó convertido en lienzo para cientos de grafiteros que, incapaces de respetar un monumento, llenaron sus piedras con notas de amor, misteriosas firmas, frases de apoyo a equipos de fútbol y quién sabe qué más cosas. Es esperanzador que quieran limpiar el monumento; sin embargo, es inevitable preguntarse cuánto tiempo va a durar libre de grafitis (o arte callejero, como algunos lo llaman) una vez sea entregado de nuevo al público.

Está bien que el Distrito invierta en la recuperación de monumentos y edificios emblemáticos. Una ciudad no solo crece a medida que construye más y más edificios. También la protección del patrimonio y poner en valor el proceso de desarrollo arquitectónico de la ciudad son algo que debe tenerse presente a la hora de pensar en la gestión urbana.

Por esto ahora, cada vez que veo colgadas de la ventana de una vieja casa esas pancartas amarillas que dicen ‘licencia de demolición’, siento que un corrientazo me atraviesa el cuerpo. Y no es porque no quiera que tumben una sola casa de la ciudad. Hay muchas viviendas y edificios feos que bien pueden convertirse en escombros para abrir paso a nuevas propuestas de apartamentos u oficinas, pero lo que no concibo es que en sectores como Chapinero, Teusaquillo o el Chicó los curadores urbanos expidan licencias a diestra y siniestra sin tener presente que, con cada casa que autorizan tumbar, matan un vestigio de la historia del desarrollo de Bogotá.

Si tiene tiempo, pásese por la avenida Caracas con calle 33 y mire la casa esquinera que ya tiene colgada su sentencia de muerte en la fachada. La vieja construcción, que sin duda tiene un cierto valor arquitectónico e histórico para ese sector de la ciudad, dará paso a un edificio de 34 pisos. Ese será el fin de otra esquina cargada de historia que tendrá que darle paso al desarrollo de la ciudad.

En el Instituto de Patrimonio de Bogotá responden que por no tratarse de un bien de interés cultural no existe ningún tipo de norma que proteja al inmueble, y eso es lo que más inquieta. Gracias a esos olvidos, hace poco demolieron en tan solo dos días una casa diseñada por el icónico arquitecto bogotano Víctor Schmidt. Nadie dijo nada.

Hay tantas construcciones que hoy pueden no estar en el mejor de los estados, pero merecen atención y, ojalá, protección. La ciudad debería proteger más aquellas viejas casas que nos hablan del pasado y, sin duda, tienen su encanto.

#PreguntaSuelta: ¿será que Uribe sí está asustado por la detención de María del Pilar?

Juan Pablo Calvás
@colombiascopio

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.