Universidad del Cauca debe darles 117.000 hectáreas a comunidades afro

Universidad del Cauca debe darles 117.000 hectáreas a comunidades afro

El Consejo de Estado confirmó la decisión que expidió en el 2008 la Unidad de Tierras Rurales.

29 de enero 2015 , 10:26 a.m.

El Consejo de Estado dejó en firme las resoluciones que en el 2008 expidió la Unidad Nacional de Tierras Rurales mediante las cuales le quitó unas 117.000 hectáreas a la Universidad del Cauca para entregárselas a comunidades afrodescendientes que habitan en la cuenca del río Naya.

En la decisión, el alto tribunal le pide a la Procuraduría que supervise el proceso de titulación colectiva de las tierras a las comunidades afro.

En el proceso la Universidad del Cauca aseguraba que las resoluciones que le quitaban los predios eran ilegales ya que el Consejo de Estado "ya se había pronunciado, en en 1976, sobre la ilegalidad de expropiar esos terrenos". La Universidad también argumentaba que la expropiación solo se puede hacer por vía judicial.

Reiteraba, además, que el Estado no puede expropiar tierras que están bajo su dominio ya que la institución educativa es pública.

El Consejo de Estado, al analizar este caso en la Sección Tercera, con ponencia del magistrado Danilo Rojas Betancourth, aseguró que sí es procedente quitarle estos predios a la Universidad del Cauca porque la institución educativa, que es la propietaria, "no ejercía ninguna actividad productiva en el terreno, por lo que omitió el cumplimiento del sentido social, económico y ecológico que debe tener el aprovechamiento de la tierra".

Sobre el argumento de la Universidad de que era improcedente expropiar tierras por una vía diferente a la acción judicial,  el Consejo de Estado asegura que la Constitución sí permite la extinción del dominio por acción administrativa cuando las decisiones sean revisadas en la sede jurisdiccional del Consejo de Estado.

La Universidad argumentó que no pudo explotar estas tierras por "las condiciones de inseguridad en la región, por presencia de grupos paramilitares". Sin embargo, en el proceso se demostró que "la comunidad Naya fue la más afectada y sin embargo esta población permaneció y explotó el lugar, pues dichas condiciones no fueron permanentes".

De otro lado, dice el alto tribunal, la Universidad no hizo ningún requerimiento de seguridad para poder ejercer su posesión de los predios. Según la sentencia “la Universidad del Cauca no cumplió con la carga de evidenciar la existencia de actividad alguna relacionada con el potencial agrícola o pecuario del inmueble rural y, antes bien, las pruebas recaudadas señalan que el inmueble estaba siendo artesanalmente aprovechado por comunidades indígenas, campesinas y afrodescendientes, entre ellas el Consejo Comunitario de la Comunidad Negra del río Naya, quien en el presente juicio actúa defendiendo la legalidad de las decisiones administrativas acusadas”.

Finalmente, el Consejo de Estado afirmó que estas tierras no eran de uso público, sino que eran un bien comercial que podía ser expropiado a la Universidad si se demostraba que no estaban cumpliendo con la función que tenían esas tierras y las mantenían improductivas.

JUSTICIA

Empodera tu conocimiento

Sal de la rutina

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.