Bill Murray habla de la cinta de comedia y drama 'St. Vincent'

Bill Murray habla de la cinta de comedia y drama 'St. Vincent'

Fue protagonista de la famosa saga de Los cazafantasmas o El pelotón chiflado.

notitle
24 de enero 2015 , 05:41 p.m.

En Hollywood dicen que para ofrecerle un papel al actor Bill Murray hay que llamar a un número 1-800, dejar un mensaje y si a él le parece interesante el recado, esperar que devuelva la llamada. También dicen que no tiene publicista ni mánager. Una ‘rara avis’ en la poderosa industria del cine. A sus 64 años, este hombre, a pesar de su tendencia a ser un poco outsider, ha conseguido consolidarse como uno de los artistas más respetados y buscados en el medio cinematográfico.

El protagonista de la famosa saga de Los cazafantasmas o El pelotón chiflado trata de mantener un bajo perfil frente a los halagos empalagosos y pasa a veces como antipático e inalcanzable. Pero su impredecible manera de moverse en la industria y al mismo tiempo deslumbrar con su trabajo –entre lo cómico, lo dramático y lo impredecible– le ha granjeado más admiradores que detractores.

Toda esa aura que lo rodea debió de servirle para su nuevo trabajo en el filme St. Vincent, una comedia melodramática que se estrena este jueves en las salas de cine del país. En ella, interpreta a un viejo cascarrabias que termina generando una amistad con un niño que se convierte en su vecino. Como siempre, el acercamiento es complicado para ambos: Vincent es alcohólico, malgeniado y muy sarcástico, mientras Jaeden Lieberher (el chico) tiene que lidiar con el trauma de un padre ausente y el hecho de encontrar a su mentor en la persona menos indicada para asumir este rol.

Murray comparte protagonismo con Melissa McCarthy y Naomi Watts y recibió una nominación al Globo de Oro por esta cinta en la que destila todo el veneno y a la vez se convierte en un antihéroe memorable que es capaz de dar ejemplo, a pesar de que sus acciones cotidianas no se encuadren dentro de lo políticamente correcto.

En contexto, St. Vincent es una cinta sin muchas sorpresas argumentales, ya que apela al contraste y los giros de drama para impactar al espectador, pero es gracias a la interpretación de su protagonista que esta producción no pasa inadvertida. Murray conversó con EL TIEMPO acerca de esta experiencia cinematográfica que es el debut del realizador Theodore Melfi.

¿Qué hizo especial este guion para usted?

Pude sentirlo ahí mismo. Tras leer unas cinco páginas me pareció ya interesante, y para la décima página pensé que tenía que hacerlo. Pero ya me ha pasado un par de veces que he comenzado a leer guiones y me parecen muy interesantes al principio, y ya por la mitad me he quedado dormido. Pero esta historia es muy interesante y pensé que quería devorarla toda en una noche para asegurarme de no llevarme una desilusión.

Usted interpreta a un hombre algo golpeado por la vida, pero igualmente al que se llega a querer y santificar dentro del filme. ¿Cómo lidió con ese contraste?

Bueno, no sé si realmente logré llegar a ser exactamente como el hombre que leí en el guion, pero ciertamente traté de hacer lo mejor posible. Alguien me decía que lo veía como a un perdedor, pero realmente Vincent no es un perdedor, es un hombre perdido, que no siente que tiene una motivación para vivir una vida alegre.

¿Hubo alguna persona que haya tenido un impacto en su vida de la misma forma que su personaje lo hace con el niño de la película?

Yo tuve un gran entrenador de béisbol cuando era niño, que fue un gran mentor, un tutor no solo deportivo, sino moral. Y mis profesores en el colegio. Esa clase de gente cuando crecí fue decisiva para convertirme en la persona que soy.

Todos los directores y guionistas que han trabajado con usted han dicho lo complicado que es conseguirlo. ¿Han cambiado sus prioridades a la hora de mantenerse comunicado?

No, lo que pasa es que el iPad lo tengo para jugar ‘Clash of Clans’, que es el juego favorito de mi hijo (risas), y yo no lo uso mucho, sino para oír una o dos canciones que me gustan, y el teléfono lo tengo para enviar mensajes de textos con la familia, sobre todo mis hijos mayores; no lo uso para hablar.

¿Qué piensa del trabajo de cuidar niños, un elemento esencial en la trama de este filme?

Eso de ser niñero es algo en lo que tengo bastante experiencia. Soy el quinto de nueve hijos, luego yo estuve de niñero desde los 4 o 6 años de edad (risas). Así que hice ese trabajo por mucho tiempo… y gratis.

Marcado por el humor

Bill Murray contaba chistes desde que era niño. En los inicios de su carrera fue parte del famoso programa Saturday Night Live (1975-1980). Luego saltó al cine con proyectos como Caddyshack, Stripes, Los cazafantasmas (Ghostbusters), La tiendita del horror y Scrooged. Tras el fracaso de Razor’s Edge (en la que interpretó a un hombre que buscaba un nuevo sentido para su vida), participó en Quick Change, Groundhog Day, y Mad Dog and Glory. Además de actuar en las cintas del realizador Wes Anderson: Rushmore, The Royal Tenenbaums, Life Aquatic, The Darjeeling Limited, Fantastic Mr. Fox, Moonrise Kingdom y El gran hotel Budapest, que este año aspira al Óscar en nueve categorías, entre ellas a la de mejor película.

También fue inolvidable su trabajo en Perdidos en Tokio (Lost in Translation) y Flores rotas. En su trayectoria, además están las dos cintas del gato animado Garfield o la segunda parte de Tontos y más tontos. Recientemente se le ha visto en la series Olive Kitteridge y Alpha House y está trabajando en la nueva versión cinematográfica de El libro de la selva y la cinta Rock the Kasbah, de Barry Levinson.

MARIO AMAYA
Para EL TIEMPO

Empodera tu conocimiento

Sal de la rutina

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.