La sombra del microtráfico en Bogotá: 20 capturas y tres muertes

La sombra del microtráfico en Bogotá: 20 capturas y tres muertes

En menos de una semana, una mujer embarazada y una pareja fueron asesinadas por venganza.

notitle
15 de enero 2015 , 07:27 p. m.

Mientras la Policía se preparaba para entregar el informe sobre la captura de 20 integrantes de dos bandas dedicadas al microtráfico en las localidades de Suba y Kennedy, tres personas fueron asesinadas por venganzas entre traficantes.

En uno de los casos, en la madrugada del jueves, una mujer de 20 años que tenía siete meses de embarazo y que fue identificada como Luisa María Rendón fue asesinada en frente de una casa que funcionaba como olla de estupefacientes en La Rivera, segundo sector de Kennedy. Dos hombres protagonizaron la balacera que también dejó tres personas heridas, entre ellas, un hombre de 75 años.

“Hace un mes se presentó una riña en la zona. Hubo varias amenazas entre las familias que la protagonizaron”, señaló el comandante de la Policía de Bogotá, general Humberto Guatibonza, quien confirmó que ya se tienen indicios de los responsables.

En otro episodio, un hombre y una mujer fueron asesinados por un ajuste de cuentas, según la Policía. La pareja permanecía escondida desde hace tres meses –por un problema de tráfico de drogas– en un inquilinato en la calle 8.ª con carrera 15A, en los Mártires.

Cayeron dos bandas

Ofrecer dosis de droga gratis para luego venderla era la estrategia que utilizaba una de las bandas desmantelada en Suba. La Policía capturó a quince de sus integrantes, entre ellos diez menores de edad. Este grupo se dedicaba a la venta de estupefacientes en un parque de la localidad de Suba cerca al centro comercial Plaza Imperial, en donde escondían la droga dentro de la tierra de los árboles.

En el operativo participaron policías que no portaban uniforme y perros que demarcaban los sitios donde estaban las dosis.

Otras cinco personas también fueron capturadas en el barrio Bellavista de la localidad de Kennedy. Allí funcionaba una fábrica para la elaboración y la venta de drogas.

A pesar de que, según el general Guatibonza, en lo que va corrido del año 220 personas dedicadas al microtráfico fueron capturadas y se decomisaron 150.000 dosis, se siguen presentando asesinatos por venganzas y ajustes de cuentas, como los del jueves en la madrugada.

Para el experto Juan Carlos Ruiz, doctor en Seguridad Ciudadana de la Universidad de Oxford, se deben fortalecer las estrategias de inteligencia policial para que no se sigan repitiendo estos hechos. “Se necesita una inteligencia de cuadra a cuadra. El número de homicidios que hay es por ajustes de cuentas, malas relaciones entre jíbaros, microextorsión y menudeo de drogas”, dijo.

“Se está haciendo un trabajo, pero es mínimo, y va a ser un problema inmanejable en pocos años”, agregó. La Policía anunció que se identificaron otros parques y colegios en donde hay presencia de este tipo de grupos. “Vamos a ponerle más atención a los menores. Queremos seguir desarticulando la organización completa, no solo el jíbaro, sino también el que suministra”, dijo Guatibonza.

El año pasado subió la tasa de homicidios de 16,7 a 17,3 por cada 100.000 habitantes y el aumento se atribuye, entre otras cosas, a las disputas por drogas.

BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.