Seguridad social, el dolor de cabeza para el bolsillo de los taxistas

Seguridad social, el dolor de cabeza para el bolsillo de los taxistas

Pese a beneficios de salud y pensión, se quejan de que empresas y propietarios no den un porcentaje.

notitle
17 de diciembre 2014 , 06:44 p.m.

En un trago amargo se convirtió la buena noticia de que los conductores de taxi al fin contarán con afiliaciones a seguridad social (pensión, salud y riesgos laborales o ARL), gracias al decreto expedido por el Ministerio de Trabajo en junio de este año.

¿La razón? A solo dos meses de quedar obligados a pagar sus aportes, los miembros del gremio amarillo aseguran que en el decreto no quedó claro si son las empresas de transporte público individual, los propietarios o los conductores quienes deben hacer los aportes.

Esto, según los taxistas, les ha permitido a las empresas y propietarios desentenderse de los pagos y han dejado la carga de los aportes en los bolsillos de los taxistas que ascienden a los 200.000 pesos, si se suman la salud, la pensión y los riesgos laborales. Es decir, alrededor del 20 por ciento de su salario mensual.

De acuerdo con Juan Carlos Cortés, viceministro de empleo y pensiones, hay dos modalidades de pago. “Si los conductores tienen un contrato con las empresas de taxi o con los propietarios, son los contratantes los que deben pagar pensiones y salud. Pero la mayoría no tiene este beneficio, así que los conductores deben cotizar como independientes”.

La situación es dramática, si se considera que, de los 800.000 conductores del país solo 15.000 están afiliados. De ellos, 3.621 comenzaron a aportar entre octubre y el primero de diciembre, cuando se creó una categoría en la Planilla Integrada para Liquidación de Aportes (PILA) para el gremio.

En Bogotá, la ciudad con el mayor número de conductores de taxi (unos 60.000 en total), solo 337 han empezado a cumplir con esa obligación. La superan el departamento de Santander, con 1.432 afiliaciones; Bolívar, con 632, y Atlántico con 342.

Jorge Pastor, de 43 años, se va a afiliar la próxima semana porque arrendó un carro inscrito en la empresa Taxi Mío, en Bogotá. Con él mantiene a sus dos padres y además paga los 70.000 pesos diarios de producido al dueño y el ahorro de 5.000 pesos.

“Es injusto que nos toque pagar salud y pensiones a nosotros, porque uno le trabaja y le produce a la empresa. El patrón debería pagar un porcentaje”, dijo.

Ante esta nueva obligación, la Secretaría de Movilidad decretó un alza de 300 pesos en la tarifa mínima de taxis para que hubiera un margen económico justo que permitiera el pago de aportes. Pero muchos propietarios le subieron a la cuota de arrendamiento o producido, aprovechando la bonanza.

“Eso no debe ser así. Con el Ministerio de Trabajo se buscará la manera de regular eso, porque ni las empresas ni los propietarios deben aprovecharse de los arrendatarios que, en últimas, son quienes garantizan que se preste el servicio”, dijo el viceministro.

Cortés además aclaró que el pago de la ARL, que es de 28.000 pesos mensuales, le corresponde a las empresas y que éstas además deben pagar una póliza de seguro individual en caso de homicidio o lesión por hurto.

Ciro Gil, de 34 años, maneja un carro de Autolagos y desde enero será de los pocos que hará aportes. “La seguridad social es buena, pero afecta nuestro bolsillo. Si trabajo juicioso, gano como un millón de pesos al mes. Esos 200.000 pesos que voy a pagarle al estado me van a doler”.

Para tomar en cuenta...

-Si hay un contrato laboral, la salud, pensión y ARL debe ser pagadas por la empresa o el propietario y no por el conductor. Si no hay contrato, el conductor paga pensión y salud.
-En todos los casos, las empresas deben pagar tanto la ARL (riesgos profesionales) como la póliza de seguro individual.
-Las empresas no deberán dar, desde enero, tarjeta de operación a los conductores que no estén afiliados.
-Las alzas de tarifa se deben destinar a la seguridad social.
-La cotización se hace sobre el salario mínimo mensual: el 16 % es para pensiones y el 12,5 %, para salud.
-La empresa de taxis que tenga conductores no afiliados incurrirán en una infracción a las normas de transporte y podrían perder el permiso de operación.

EL TIEMPO

Empodera tu conocimiento

Sal de la rutina

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.