¿Líderes políticos en retiro?

¿Líderes políticos en retiro?

La esencia de la democracia, definida por Juan Linz, es el gobierno de tiempo limitado.

notitle
04 de diciembre 2014 , 07:03 p.m.

Gordon Brown, el exprimer ministro británico (2007-2010), anunció esta semana que se retiraba del Parlamento después de haber ocupado una curul en la Cámara de los Comunes por 32 años. Esta longevidad política no es extraordinaria, ni en Gran Bretaña ni en la Patagonia. En Latinoamérica, el apego de los líderes al poder se confunde a ratos con la misma cultura política de la región.

Cardoso y Menem inauguraron la fiebre reelectoral que se apoderó de la ‘tercera ola’ de la democracia, llevada a sus extremos por Chávez. Morales, reelegido recientemente en Bolivia, sigue de cerca los pasos del excomandante venezolano. Tuvieron en común, junto con Uribe, el de maniobrar reformas constitucionales que favoreciesen su propia reelección.

Pero los diseños institucionales que incentivan continuidades en el poder dominan el escenario regional. Nótense los resultados de recientes elecciones en el continente: repiten período consecutivo Rousseff, en Brasil, y Santos, en Colombia; regresan al solio presidencial Bachelet, en Chile, y Vázquez, en Uruguay.

Es un error, sin embargo, atribuirle a Latinoamérica la exclusividad sobre la vocación de permanencia de los poderosos.
La líder más notable hoy en Europa, Ángela Merkel, dirige los destinos alemanes desde el 2005 (y los de su partido desde el 2000), aunque tiene un largo recorrido para superar a Helmut Kohl, chancellor de Alemania por 16 años. Tony Blair y Margaret Thatcher gobernaron al Reino Unido por una década y más, respectivamente. Sarkozy lucha por regresar al poder en Francia.

Los ejemplos abundan también si nos extendemos al sur o al oriente. Hasta hace poco, Berlusconi fue la figura dominante en Italia, donde repitió como primer ministro en tres ocasiones. Putin, en Rusia, parece eterno y evoca a los zares o al estalinismo. ¿Hay necesidad de remontarnos al pasado europeo? ¿A las cuatro décadas de Franco?

Los Estados Unidos llegaron a una fórmula de compromiso, primero emulando informalmente la práctica, iniciada por Washington, de permitir la reelección consecutiva por un solo período, y después oficializando tal regla en 1947. Presidentes que no han logrado la reelección, como Carter o Bush padre, son excepcionales. Pero las segundas presidencias suelen haber sido dolores de cabeza para gobernantes y gobernados.

Tantos ejemplos no sirven de consuelo. Los dolores de cabeza con las reelecciones presidenciales en Latinoamérica, o con la perpetuación de caudillos en el poder, son legendarios. Piénsese en el dictador Rosas, en Argentina. O en Porfirio Díaz, quien fue elegido la primera vez bajo el lema ‘Sufragio efectivo, no reelección’, solo para hacerse reelegir repetidamente hasta provocar ese huracán que fue la revolución mexicana.

Colombia quiso vacunarse contra las reelecciones presidenciales después de la dictadura de Bolívar. No logró inmunización total, pero la trayectoria de los períodos presidenciales ha sido muy distinta de la de casi todo el resto del continente. Con buen sentido, la administración Santos decidió promover una reforma constitucional que prohibirá una vez más la reelección consecutiva. Todo parece indicar que será adoptada por el Congreso.

Longevidades parlamentarias como las de Gordon Brown plantean problemas distintos de los de los gobiernos reelegidos. No obstante, en esta época de crisis universal de la democracia representativa, urge reconsiderar sus tiempos. Es un asunto sobre el que se medita poco.

La esencia de la democracia, definida por Juan Linz, es el gobierno de tiempo limitado. Permite su renovación constante. Por eso hay que blindarla contra quienes aspiran a perpetuarse en el poder.

Eduardo Posada Carbó

Empodera tu conocimiento

Sal de la rutina

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.