Accidente en vía Bogotá-Fusa, otra tragedia de estudiantes destacados

Accidente en vía Bogotá-Fusa, otra tragedia de estudiantes destacados

Viaje a Melgar había sido el premio por ser los más aplicados del colegio en la jornada diurna.

notitle
19 de noviembre 2014 , 07:52 a.m.

La semana pasada, una bala perdida terminó con la vida de una menor en Cali, que había ganado una de las becas del Gobierno Nacional. Ayer fue un accidente vial el que cobró la vida de una adolescente de 16 años y dejó a otros dos sin sus brazos derechos. Otros cinco continúan en cuidados intensivos.

En la madrugada de este miércoles, 38 estudiantes del colegio Santa Bárbara, de Ciudad Bolívar, se despidieron de sus familias, orgullosos de haber sido elegidos como los más aplicados de todo el bachillerato de la jornada de la mañana. Su premio por la dedicación y las buenas notas era un día de sol y calor en Melgar.

Pero la tragedia los alcanzó a solo dos horas de haber salido de sus casas, cuando, en el kilómetro 79 de la vía Bogotá-Fusagasugá, el bus en el que viajaban se accidentó.

En ese mismo instante murió Leidy Tatiana Medina, de 16 años, estudiante de décimo grado. Su familia la recuerda porque siempre se destacó en clase.

 

En el grupo de Facebook de su colegio, sus compañeros la recuerdan como una estudiante sensible y amigable. Organizan con sus fotos imágenes para que “llegue al cielo el angelito santabarista”.

Otros 37 estudiantes resultaron heridos. Cinco de ellos fueron remitidos al hospital de Silvania y el resto, al hospital San Rafael de Fusagasugá. Allí permanecieron durante el día, mientras sus padres se transportaban hasta el municipio aledaño.

Según relatos de los jóvenes, en la carretera una tractomula adelantó al bus y “el conductor se enojó y aceleró y en una curva perdió el control”.

Aunque hacia las siete de la noche del miércoles, 29 de los niños empezaron a regresar a su casa, el drama continuó para ocho familias más.

Gloria Isabel, madre de una niña de 13 años, esperó por varias horas a que trasladaran a su hija, debido a que perdió gran parte de la piel del brazo derecho y necesitó cuidados especializados.

Uno de los menores fue remitido a Soacha y otros siete, a los hospitales de Kennedy y Simón Bolívar.

Según contaron los voceros del hospital San Rafael de Fusagasugá, en el momento del accidente dos estudiantes perdieron su brazo derecho. Ambos continúan en los hospitales en Bogotá.

El padrino de Leidy Tatiana, quien llegó a Fusagasugá a reconocer a su ahijada, aseguró que van a interponer una demanda y le exigen al colegio que explique por qué contrataron a la empresa Jet para transportarlos.

Aunque hubo testimonios de que el conductor, Fernando Farfán, de 22 años, no tenía sus papeles en regla, Orlando Yepes, representante de la empresa Jet, afirmó que tienen todos los papeles para comprobar sus actuaciones. “El conductor lleva año y medio laborando en la empresa y ha viajado por todo el país sin presentar ningún tipo de problema”, agregó.

Por su parte, el director de Fiscalías del departamento de Cundinamarca, en declaraciones a la radio, aseguró que abrirán investigación por los delitos de homicidio y lesiones culposas.

Al hospital llegaron las autoridades competentes, así como la ministra de Educación, Gina Parody.

Un habitante de Fusagasugá aseguró que en la zona donde ocurrió el accidente hace falta mejorar la señalización. Dice que hace un año ocurrió un accidente similar y que este miércoles también hubo otro incidente.

Así avanza el estado de salud de heridos

De acuerdo con Luz Helena Tobón, subdirectora científica del Hospital San Rafael de Suba, 37 menores de edad ingresaron al centro médico luego del accidente. Once de ellos no presentaron ningún tipo de lesión y cinco tuvieron heridas de gravedad.

Veinte de los niños presentaron lesiones en los tejidos blandos y seis de ellos tuvieron que ser remitidos a los hospitales Simón Bolívar y Kennedy luego de que tuvieran que hacerles amputaciones de sus miembros superiores.
Un profesor y una estudiante se sometieron a procesos quirúrgicos.

Gloria Isabel, la madre de una niña de 13 años que sufrió graves heridas, asegura que está a la espera del traslado de su hija a Bogotá debido a que perdió gran parte de la piel del brazo derecho.

El padre de la menor, quien no quiso dar su nombre, afirmó que el colegio no se ha pronunciado ni ha dado ninguna explicación sobre el hecho. La Secretaría de Educación, a través de un boletín de prensa, lamentó el hecho y explicó que todos los menores contaban con permiso de sus padres para asistir al paseo, en el club Lago del Sol del municipio de Melgar.

Otros accidentes escolares

El 13 de septiembre de 2013 un menor de 17 años falleció y 10 personas más resultaron lesionadas después de que la camioneta en la que iban se estrellara en la vía Bogotá-La Vega (Cundinamarca). La camioneta era manejada por el rector del colegio Liceo Francés, quien perdió el control luego de que el carro se quedó sin frenos. El vehículo iba ‘encaravanado’ con un bus en el que viajaban 40 estudiantes más de la misma institución.

Meses después, el 18 de mayo de 2014, 32 niños murieron calcinados y 18 más resultaron heridos luego de que el bus que los transportaba se quemara en el municipio de Fundación (Magdalena).

El accidente de una lancha turística en Amazonas en el que viajaban estudiantes del colegio English School fue otro hecho que estremeció al país. En este suceso –que ocurrió en la madrugada del 2 de octubre– murió María Camila Velandia, de 17 años.

BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.