Las alternativas de ficción / El otro lado

Las alternativas de ficción / El otro lado

'Ojo al sancocho', 'El experimento' y 'Palabra de ladrón'; tres historias con diferente presupuesto.

notitle
16 de noviembre 2014 , 05:44 p.m.

La ficción es la realidad en la televisión. Y es que ahí se puede contar más y mejor. Y ante un país incapaz con sus realidades, la ficción es donde mejor nos entendemos.

Y ante una televisión donde las noticias son de los pequeños espectáculos de la miseria humana y el bullying político y de los corruptos, la ficción es donde mejor nos reconocemos. He aquí tres formas de la ficción alternativa en Colombia.

Ojo al sancocho. Un colectivo que nace y se hace en Ciudad Bolívar y que sin pedirle permiso a nadie ha comenzado a hacer sus propias historias, desde y en sus propios términos éticos, estéticos y narrativos.

Experiencia hecha de jóvenes que luchan por construir la soberanía audiovisual y la dignidad del habitante del barrio más grande de Colombia.

Ellos demuestran que los pobres son ricos porque son muchos y cuentan en versiones más diversas la realidad. De ahí su propuesta estética: un sancocho sabroso y gustoso de realidades y personajes, dolores y esperanzas. Además, acaban de otorgarle el premio Cultura Ciudadana y Cultura Democrática, por parte de la Secretaría Distrital de Cultura de Bogotá y el Instituto Goethe. Bajo presupuesto, contenidos sociales útiles y estética del desparpajo.

‘El experimento’. Seriado sobre la educación que se pasa por Canal Capital. Una historia que nace y se cuenta desde estudiantes de verdad, esos que se luchan su futuro, día a día, en los colegios bogotanos.

Seriado juvenil que se quiere tomar en serio a ese mundo que todos culpan (sobre todo los políticos) y nadie entiende (sobre todo los políticos): los colegios públicos.

Trece capítulos y 21 estudiantes, quienes fueron elegidos por sus habilidades en escena en una convocatoria en la que participaron 170 jóvenes para interpretar a los personajes del seriado.

Toda una apuesta por crear contenidos que forjen ciudadanía, respeto por lo público y cultura de apropiación de los medios de comunicación. Presupuesto medio, contenidos necesarios para meter más formas de ser ciudad y jóvenes en pantalla, y estéticas de búsqueda.

‘Palabra de ladrón’. Una historia neutra. Tan neutra que la protagoniza la mexicana Ana Claudia Talancón y el gran galán Manolo Cardona, gran pareja internacional.

Tan neutra que la escribe el argentino Luis Langlemey. Tan neutra que parece de ninguna parte. Tan neutra que pasa sin pena ni gloria por TeleAntioquia y MundoFox.

Y si la idea era internacionalizarnos: vaya manera de vender la buena imagen de Colombia, ya que se insiste en el estereotipo de que somos crimen y violencia, armas y narcos, ilegalidad e injusticia.

Serie de un millón de dólares, hecha por Fox International Channels Latin América y el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (MinTIC) para TeleAntioquia.

Neutra en estética y cultura regional, millonaria en presupuesto y pobre en identidad. ¿Y qué tiene que ver TeleAntioquia ahí?

En conclusión, tres ejemplos: el pobre (Sancocho audiovisual) pero rico en cultura y sociedad; el medio (El experimento) pero rico en ciudad y juventud; el rico (Palabra de ladrón) millonario en despilfarro y neutro en cultura e identidad.

ÓMAR RINCÓN
Crítico de televisión

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.