Trabajos de máquina 'tapahuecos' tienen garantía de apenas seis meses

Trabajos de máquina 'tapahuecos' tienen garantía de apenas seis meses

Si se presentan fallas luego de las intervenciones, la aseguradora no responderá.

notitle
29 de septiembre 2014 , 08:09 p.m.

La Contraloría Distrital instaurará una acción de cumplimiento contra la Unidad de Mantenimiento Vial (UMV) por la polémica máquina tapahuecos, cuya contratación a dedo es investigada.

El organismo de control le pedirá a un juez que le exija al Distrito una póliza de calidad de los trabajos de la ‘tapahuecos’ por cinco años, de acuerdo con la ley.

Tal como quedó estipulado el contrato entre la UMV y la firma Green Patcher Colombia S. A. S., solo existe una garantía de seis meses por el servicio prestado.

Eso significa que si los trabajos de la ‘tapahuecos’ son entregados y presentan algún tipo de falla, no habrá una compañía de seguros que responda y el Distrito –con recursos públicos– tendrá que cubrir esos daños por su cuenta.

“Los dineros públicos de ese contrato, que ascienden a 11.822 millones, están a la deriva”, dijo el contralor, Diego Ardila.
La veedora distrital, Adriana Córdoba, ya había advertido en su momento que el contrato se firmó sin la póliza tradicional de las obras públicas debido a la polémica modalidad en que se contrató: como si fuera un convenio de ciencia y tecnología.

Por esa razón, con la acción de cumplimiento, la Contraloría busca que el Distrito se vea obligado a cumplir el Decreto 734 del 2012 (que estaba vigente en el momento de la firma del contrato), que señala que una garantía no debe ser inferior a cinco años cuando se trata de amparar la estabilidad y la calidad de una obra.

Hoy, esa obligación está contemplada en el Decreto 1510 del 2013. “Esta garantía debe estar vigente por un término no inferior a cinco años, contados a partir de la fecha en la cual la entidad estatal recibe a satisfacción la obra”, señala el Artículo 123 de la norma.

No han girado pagos

En una carta enviada al alcalde Gustavo Petro, el pasado 22 de agosto, la Contraloría Distrital había señalado los riesgos: “La póliza otorgada no ampara la estabilidad y calidad de las obras por un término de cinco años, sino por la ‘calidad del servicio’ y por seis meses. Por estas inconsistencias se concluyó que no era procedente la aprobación de las pólizas, y menos aún el inicio de la ejecución del contrato”.

EL TIEMPO se comunicó el lunes con la UMV y allí se informó que el nuevo director, Juan Carlos Abreo, se posesionó en el cargo y encontró el contrato de la máquina ‘tapahuecos’ con ese tipo de póliza, expedida por La Equidad el pasado 3 de marzo.

En la entidad expresaron que esa garantía fue autorizada por la exdirectora María Gilma Gómez Sánchez, quien está siendo investigada en la Procuraduría y la Fiscalía por este polémico contrato.

La actual dirección de la UMV dijo que está dispuesta a acatar cualquier decisión de la justicia respecto al contrato. Por otra parte, el Distrito aún no ha hecho el primer pago por los trabajos de la ‘tapahuecos’, pues se examina la calidad. No se descarta que una reconocida universidad evalúe igualmente las intervenciones.

BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.