La paz toma vuelo

La paz toma vuelo

La paz parece no tener reversa. En todo caso, todo es mejor que la guerra, que el secuestro.

notitle
26 de septiembre 2014 , 07:51 p.m.

La paloma, no la uribista Valencia, sino la de la paz, tomó vuelo esta semana. El domingo, los equipos de fútbol vestían la camiseta ‘Soy capaz’. El que por ahora no es capaz de ganar es Millonarios. ¿Se firmará el acuerdo en La Habana antes de que Millitos gane un partidito? Querido equipo, inspírese, póngale corazón y denos una alegría... No sabe cuánto se sufre como hincha. No olvide esa frase de un donjuán: “Toco y me voy”. Goles son amores.

El domingo también, en la Catedral Primada, fueron capaces de unirse obispos y sacerdotes con otras religiones. Diez creencias distintas y un propósito verdadero. Católicos, budistas, mamos, anglicanos, evangélicos, de las fes Baha’i y Krishna, musulmanes, judíos y otros se miraron, no con el rabino del ojo, sino de frente, con respeto y afecto, para decir “soy capaz de vivir en armonía”. Bendito Dios.

Quién hubiera sabido para ir, con la camiseta azul del que fuera el mejor equipo del mundo, a pedirles a los representantes de todas estas creencias que rueguen a Dios por nosotros, que nosotros rogaremos para que el Señor les dé sus goles. A lo mejor los dioses unidos son capaces de hacer el milagro de que Millonarios, tan mal administrado, gane un partido. Al menos uno, como dicen en las huelgas de piernas cruzadas.

Esta semana, también el papa Francisco, en la audiencia de los miércoles en el Vaticano, recibió y bendijo a dos desmovilizados y a una víctima del conflicto. E invitó a Colombia a seguir trabajando con fe por la paz. Quién hubiera sabido... Y el jueves, Santos expuso los avances del proceso ante el mundo en la ONU. “Estamos más cerca que nunca de lograr la paz”, dijo. Bendito Dios.

Todo esto quiere decir que el proceso cada vez tiene más consenso, visibilidad y unidad. Claro que del otro lado también se unen: se unieron las Farc, las ‘bacrim’ y el Eln. Confiemos en que no sea para maquinar ataques terroristas, hoguera de camiones y planear cómo hacer tiempo en La Habana. Válgame, Dios.

Y esta semana el Gobierno y las Farc revelaron los textos de los tres puntos hasta ahora logrados: el tema agrario, la participación política y cultivos ilícitos y narcotráfico. Con los textos sobre la mesa, los opositores del proceso verían que Santos no le ha entregado el país a la ‘Far’ ni las instituciones, ni humilla a las Fuerzas Militares, ni les tiene lista su curul, a pesar de que se crean las “circuncisiones” especiales transitorias cuando se firme el fin del conflicto. Lo logrado ya es valioso. Bien dijo Humberto de la Calle que lo pactado conviene al país, incluso si no hay proceso de paz.

Pues, ya que se destaparon, me destapo yo. Llevo cuatro años, un mes y 20 días tratando de hablar con el Presidente sobre el tema agrario. Pero, por buena coincidencia, algo de un documento que tiene la Casa de Nari –perdón, eso era en el gobierno pasado, cuando se hablaba en clave– está en el acuerdo agrario. El plan nacional para comercializar la producción campesina, salud, educación... Pero falta. Faltan los incentivos, la asistencia y la revolución orgánica, y cómo se evita el éxodo campesino. Porque ahí está el detalle. ¿Será que un día me llevan a La Habana? A lo mejor cuando gane Millitos. Vamos, azules.

En todo caso, la paz parece no tener reversa. Se necesitan verdad, justicia, reparación y perdón. Y siempre es mejor que la guerra, o las minas. Será mejor ver a los ‘guerrillos’ sembrando maíz y no sembrando terror. Se necesitan tolerancia y voluntad de todos. ¿Será que un día veremos a Uribe invitando a almorzar a Santos? ¿Será capaz? Ese día, cuando del lado de la paz juguemos unidos, aun con las observaciones necesarias al proceso, los violentos no tendrán disculpas. Y habrá paz. Permita Dios.

luioch@eltiempo.com.co

Luis Noé Ochoa

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.