Se dispara cifra de asaltos a bancos; este año van 73 casos

Se dispara cifra de asaltos a bancos; este año van 73 casos

Bogotá y Barranquilla, las más afectadas. Los responsables son bandas delincuenciales y guerrillas.

notitle
16 de septiembre 2014 , 09:59 p.m.

El ‘taquillazo’, la modalidad más frecuente en los hurtos a entidades financieras, fue la que este martes intentó realizar un asaltante que, por un poco más de dos horas, se tomó una sede del Banco de Bogotá en el sur de Cali.

Ese es el robo número 73 que la Policía conoce este año contra las entidades financieras, y que puso en alerta a las autoridades por un repunte en las cifras. (Lea aquí la crónica: Ladrón de banco en Cali se inspiró en la película 'El plan perfecto')

El caso recordó el asalto, a mediados de agosto, a una sede del mismo banco en el Centro Comercial Subazar, en el noroccidente de Bogotá, cuando un hombre intimidó con un arma de fuego a los cajeros y al no encontrar dinero disparó indiscriminadamente, causándole la muerte a un empleado del banco y heridas a otro. (Paso a paso del intento de robo y toma de rehenes en el sur de Cali)

En estos dos asaltos, no hubo extracción de dinero, pero en la mayoría de denuncias las entidades reportan el hurto del efectivo que estaba disponible en las cajas. De acuerdo con las investigaciones, los montos oscilan entre los 10 y 20 millones de pesos.

El delito de hurto a entidades financieras suma en la última década un poco más de 1.000 casos denunciados.

Las cifras del Ministerio de Defensa muestran tres picos en este lapso: uno en el 2008, cuando ocurrieron 123 casos; luego en el 2011, cuando, pasó de 70 a 110. Y este año, con corte a agosto, el Ministerio reportaba un nuevo aumento del 17 por ciento. Las cifras a septiembre arrojaban 73 casos, incluido el de este martes en Cali. (Vea aquí las imágenes del intento de robo en banco)

Bogotá es la ciudad más afectada, con 30 casos; seguida de Barranquilla, con 13, y Cali, que sumó cinco. También aparecen Villavicencio y Cartagena.

Desde la década de los 70 y hasta los 90, el robo de bancos fue uno de los más usuales en el país. La guerrilla y las bandas de delincuencia utilizaban esa modalidad.

Uno de los robos más famosos fue el asalto a las bóvedas del Banco de la República en Valledupar, en 1994, realizado por un equipo de ‘topos’ que obligó al cambio de los billetes de 10.000 pesos. Se llevaron más de 24.000 millones de pesos.

Millonarios asaltos

El monto de los hurtos es superior, según las autoridades, cuando los asaltos son a vehículos o aeronaves de transporte de valores.

El atractivo botín ha llevado a la guerrilla a realizar directamente asaltos o, incluso, en asocio con bandas delincuenciales.

Un caso fue el ocurrido el 12 de agosto con un helicóptero en Teorama (Norte de Santander), cuando miembros del Eln intentaron robarse 600 millones de pesos. En el ataque murieron dos policías y un guarda de seguridad .

Otro ejemplo fue la alianza que las Farc hicieron con la banda de Diego Fernando Tabares –quien también planeó el atentado al exministro Fernando Londoño– para asaltar un carro de valores en la vía Santander de Quilichao-Cali, en el 2012.

“Son organizaciones con mayor logística, que utilizan uniformes y armas de uso privativo de las Fuerzas Armadas”, dice uno de los investigadores.

Pero las autoridades también han detectado bandas que, con la ayuda de los conductores, facilitan el robo. Eso ocurrió el 3 de febrero, cuando en Bosa, en el sur de la capital, el conductor de un carro de valores fingió un asalto para quedarse con 4.200 millones de pesos. El conductor, Juan Felipe Jiménez, se entregó a la Fiscalía y reconoció el crimen.

La banca dice que no ha bajado la guardia

Los banqueros agremiados en la Asobancaria mostraron su preocupación no tanto por la frecuencia con que se puedan presentar asaltos a las entidades financieras, sino por las características de estos, que, incluso, han cobrado vidas.

Indicaron que esto se presenta pese a las medidas de seguridad (instalación de más cámaras de vigilancia y puertas de seguridad con esclusas) que de tiempo atrás vienen implementando, precisamente, para contrarrestar este flagelo, que afecta con mayor intensidad algunas poblaciones y sectores.

“Desde hace tiempo las entidades bancarias tienen protocolos para mitigar los riesgos de hurto a sus sucursales. Sin embargo, esporádicamente se presenta este tipo de robos y los casos son motivo de revisión y de interés”, señalaron fuentes del gremio.

Dada la importancia del tema, los bancos trabajan en las principales ciudades en frentes de seguridad para hacer seguimiento a estos delitos, revisar la colaboración en las investigaciones judiciales y tomar medidas en conjunto. Eso ha permitido que, por ejemplo en Bogotá, tres fiscales se dediquen a investigar los casos, con lo cual se han desarticulado bandas.

No obstante, y aunque son casos aislados, la preocupación es porque se ha detectado mayor agresividad de los delincuentes, situación que se presenta cuando se sienten atrapados.

El llamado ‘taquillazo’, modalidad de robo en la que el delincuente se lleva apenas lo que hay en las cajas en cuestión de minutos, sigue siendo la más usada, pero no se puede pasar por alto que los ladrones han sofisticado sus acciones debido a que también ven oportunidades de cometer sus fechorías en la banca virtual.

JUSTICIA
justicia@eltiempo.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.