'Jalón de orejas' a los puestos de comida callejera en el Valle

'Jalón de orejas' a los puestos de comida callejera en el Valle

Estudio de la Unidad de Saneamiento muestra que más de la mitad no trabaja en condiciones salubres.

notitle
02 de septiembre 2014 , 06:50 p.m.

A los vendedores de comidas callejeras les toca ponerse el cinturón para que sus productos no generen riesgo en la salud de los vallecaucanos.

Así lo dejó saber la Unidad Ejecutora de Saneamiento (UES) del Valle del Cauca.

Angélica Franco, directora de la UES, destacó que “el interés de la unidad es mejorar todo lo que sean los procesos de ventas de alimentos, porque eso implica que se lleven a cabo las buenas prácticas”.

Fueron evaluados 62 puestos de comidas en 15 municipios. Las 275 muestras arrojaron que las desinfecciones de utensilios de preparación y artículos de cocina son nulas y que por lo general los vendedores utilizan el hipoclorito de sodio como agente desinfectante, lo cual no asegura que se purifique inmediatamente, ya que el químico requiere, por lo menos, de 20 minutos en contacto con los objetos que se quieran desinfectar.

Hepatitis A, gastroenteritis, cólera, diarrea amibiasis, fiebre tifoidea, entre otras enfermedades infecciosas que pueden perjudicar la salud de los vallecaucanos, están entre los riesgos por ingerir alimentos que no guarden condiciones de higiene.

“Sabemos muy bien que este tipo de actividades generar empleos e ingresos para muchas familias, pero también es nuestro deber vigilar porque se cumpla con mejores condiciones sanitarias”, agregó Franco.

En el 2009 y 2010 la UES pudo constatar que en instituciones educativas del Valle del Cauca, a pesar de cumplirse con el uso de guantes, tapabocas y delantales, además del manejo apropiado de los químicos de aseo, los niveles de infección persistían.

De 877 muestras tomadas en el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf), en las sedes de La Unión y Cartago, 650 arrojaron positivo, la razón era por la falta de limpieza en los grifos de los recintos.

“Hay debilidades en todo lo que son las buenas prácticas de manufactura de alimentos, aseo de espacios donde se cocina, muchos no están capacitados, muchos no tienen certificado de exámenes médicos, falta mucha sensibilización”, agregó la directora de la UES.

Por su parte, referente al estudio realizado en el 2014, con puestos de comidas ambulantes concluyeron de la siguiente forma: el 52 por ciento de los puestos evaluados arrojaron que las superficies como tablas y mesas son propensas a generar contaminación por patógenos y otros microorganismos; el 22 por ciento corresponde a la mala higiene personal de los vendedores ambulantes y el 31 por ciento, a alimentos mal lavados.

“A todo lo anterior, agregue que el agua suele estar contaminada, lo otro es que muchas veces las ventas no están bien localizadas, como por ejemplo en zonas industriales”, dijo el personal de análisis químico de la entidad.

El 85 por ciento de los puestos no tienen acreditación, el 38 por ciento no tiene idea de cómo mantener una buena higiene en sus puestos de trabajo.

Por ahora, el análisis no incluyó a Tuluá, Buga, Candelaria, Jamundí, Buenaventura y Cali, por lo que se presume que las cifras puedan ser más elevadas. “Es una cadena, si no se detiene la proliferación de estos puestos callejeros, los problemas de salud en el Valle aumentarán”, sentenció Franco.

Mientras se coordina una jornada de sensibilización, en cabeza de la Unidad de Saneamiento, autoridades ambientales se encargan de dar con los puestos de comida más críticos para conducirlos a su pronta clausura.

Para tener en cuenta

En caso de querer conocer cómo identificar puestos que no cumplan con la reglamentación, tenga en cuenta que se debe observar a la persona que prepara los alimento y cómo lo hace. Además de procurar no acercarse a negocios que mantengan el agua estancada, el uso del agua debe ser fluido. Por último el dueño del establecimiento debe tener todos los papeles al día, de lo contrario evite ingerir alimentos en este tipo de lugares.

CALI

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.