Meluk le cuenta... (¡El partido más importante de nuestra historia!)

Meluk le cuenta... (¡El partido más importante de nuestra historia!)

notitle
27 de junio 2014 , 07:20 p. m.

En apenas siete palabras, las del título de esta columna, en apenas esas 39 letras cabe el inmenso significado de lo que es para el fútbol de Colombia el juego de este sábado en la tarde, contra Uruguay, en el Maracaná, uno de los templos sagrados del balón. Y se dice tan fácil… Sí, es ¡el partido más importante de nuestra historia!

De vencer, Colombia clasificará por primera vez a los cuartos de final de un Mundial, a ese quinto partido jamás jugado y que hace 15 días parecía una meta tan enorme, pero tan lejana, como el Cristo Redentor del Corcovado visto desde el centro de Río de Janeiro.

Sin embargo, como cuando se llega a su base luego de subir la empinada montaña, el colosal monumento se ve tan próximo que parece que basta solo con estirar la mano para estrechar esos brazos abiertos de postal que se elevan a más de 40 metros.

Para este, el partido más importante de nuestra historia, a Colombia le sigue saliendo todo. La justa sanción contra el 'caníbal' del gol, Luis Suárez, le quitó a Uruguay sus colmillos más afilados. Perdió su arma ofensiva más poderosa. Y como lo dijo este viernes su técnico, Óscar Tabárez, en una intervención dolida y furiosa por la sanción que considera exagerada, "estamos heridos pero con rebeldía y una fuerza increíble. Mañana (sábado) vamos que vamos", como Obdulio Varela en el 'Maracanazo' del 50. ¡Saldrán a matar o morir, sin términos medios!

Pues, entonces, que venga Uruguay con su rica historia de bicampeón mundial, del más campeón de la Copa América, de reciente semifinalista de Sudáfrica-2010… Que se venga Uruguay con Cavanni, Stuani, 'Cebolla' Rodríguez y Forlán. Que se venga con su herencia de lucha, con su sangre en los ojos.

Que se venga Uruguay con su ira reciente y sus medias negras, esas con las que ha andado siempre portando el luto en la pierna, que no es más que eso a lo que ellos llaman "garra". Con Suárez o sin Suárez, ya se sabía que sería más fuerte y poderosa que Grecia, Costa de Marfil y Japón juntas y que puede despertar a Colombia de este sueño maravilloso que ha vivido con los ojos abiertos en Brasil.

Pero Colombia ya pasó por sus dolores y sabe de eso. Sin Falcao ha hecho un Mundial enorme redoblando esfuerzos y dejando la piel en cada triunfo, en cada goleada; en un crescendo de fútbol que impone marcas como la de James, ya declarado como el mejor jugador de la primera ronda de esta Copa del Mundo. Pero es verdad, también, que el gran nivel de efectividad ya no garantiza nada.

Se dice facilísimo, pero no lo será. Y mejor así: este sábado es ¡el partido más importante de la historia de nuestro fútbol! ¡¿Quién dijo miedo?!

Meluk le cuenta…

GABRIEL MELUK
Editor de Deportes
Enviado especial
Río de Janeiro.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.