Jardines Acunar, solo 51 han sido entregados

Jardines Acunar, solo 51 han sido entregados

La mayoría fueron instalados en casas arrendadas. Se han beneficiado unos 6.270 niños.

notitle
16 de junio 2014 , 07:11 p. m.

Unas aplanadoras casas arrendadas, acondicionadas de forma provisional, son algunas de las críticas que les han caído a los 51 jardines Acunar –para la primera infancia– que ha venido inaugurando día a día la actual Administración. Otros defienden el programa porque beneficia a más de 6.200 niños en jornada completa.

A ‘vuelo de pájaro’ se ven bien pintados, acondicionados y decorados con estilos infantiles, muchos con pisos de madera laminada y dotados con mesas especiales y adornos. Algunos se destacan más que otros, como el Acunar modular que, se nota, está mejor distribuido. No pasa lo mismo con algunas casas cuya infraestructura de origen, se ve a primera vista y es ahí donde escaleras empinadas, o techos desgastados ponen en evidencia las fallas normales de una casa vieja. Eso sí, siempre hay madres agradecidas. “Mis chiquitines me hacen falta, son lo único que tengo, pero las profes me han dicho que tengo que darles su espacio. Ahora puedo reciclar tranquila”, dijo María del Carmen Cruz, madre del ‘Bronx’, beneficiaria del Acunar La Libelulosa.

Pese a historias como esta, los contradictores del programa no se han hecho esperar. El primer vacío es por el incumplimiento. De los 1.000 jardines que el alcalde Gustavo Petro prometió en campaña se aterrizaron solo 592 dentro del Plan de Desarrollo, pero de estos, solo se han materializado cuatro jardines en predios propios, 40 se han acondicionado en casas arrendadas, seis están bajo la figura de cofinanciados y uno es modular, según la Secretaría de Integración Social.

Uno de los principales críticos de la infraestructura ha sido el concejal Hosman Yaith Martínez, del Partido Verde, quien aseguró que las casas alquiladas, en donde se están instalando los jardines Acunar, “no cuentan con licencias de construcción. Eso es ilegal”, pero la Administración señala que todos los papeles están en regla y que las casas escogidas son adecuadas para poner a disposición de los niños todos los servicios.

El concejal agregó que la Administración está pagando arriendos que oscilan entre los 3 y los 6 millones de pesos mensuales cuando son casas que a particulares se les cobraría montos de 1’500.000 máximo. “Muchos duraron cerrados hasta seis meses sin que se beneficiara ningún niño”, dijo Martínez.

Según el Distrito, en los jardines Acunar se han invertido más de 40.200 millones de pesos, no solo por el arriendo de los inmuebles, sino en el acondicionamiento de las casas que, a la luz de los críticos, no cumplen ni siquiera con las normas de sismorresistencia exigidas.

Otros expertos como Alfredo Sarmiento Gómez, director de la Misión Calidad para la Equidad del Programa de las Naciones Unidad para el Desarrollo (PNUD), señalan que los centros Acunar, desde el punto de vista de calidad de la educación, hacen un aporte importante. “Atender a niños de 0 a 2 años y además proveerlos de desayuno, medias nueves, almuerzo y onces durante todo el año, con excepción del 15 de diciembre al 15 de enero, donde de todas maneras se entrega un bono alimenticio, es un avance significativo en la ciudad”.

Añadió que el hecho de que los niños sean cuidados desde las 7 a. m. hasta las 5 p. m. es un aspecto muy importante para los padres de familia. “Se ayuda a poblaciones muy pobres y además se está trabajando en educación inclusiva para atender a menores en condición de discapacidad”. Sin embargo, el experto coincide en afirmar que uno de los grandes retos es “encontrar sitios cerca de los barrios más pobres que permitan acondicionar la infraestructura especializada que requiere la primera infancia y así garantizar la cobertura total a los más pobres”.

Ante las dudas acerca del tipo de personas a cargo de los niños que asisten a los Acunar, el Distrito aseguró que todos los 627 maestros son profesionales con título en licenciatura de áreas del conocimiento para niños menores de 6 años pero que además hay normalistas y tecnólogos en las áreas de educación inicial así como auxiliares pedagógicas y en enfermería. “También ponemos a disposición psicólogos, trabajadores sociales y nutricionistas”, explicaron funcionarios de Integración Social.

En total, Bogotá cuenta con 392 jardines infantiles de los que se benefician unos 59.093 niños de todas las localidades de Bogotá, según el Distrito, atendidos por maestros con formación y experiencia en la primera infancia. No obstante para concejales como Celio Nieves, del Partido Verde, la deuda con la primera infancia de Bogotá es grande. “En la capital más de 272.000 niños y niñas entre 3 y 5 años se encuentran sin ningún tipo de atención en preescolar”.

CAROL MALAVER
Redactora de EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.