Empleados y giros fantasma, en el prontuario de la 'Gata'

Empleados y giros fantasma, en el prontuario de la 'Gata'

Fiscalía dice que López y su clan lavó dinero de 'paras' con consignaciones a escoltas fallecidos.

notitle
08 de junio 2014 , 08:49 p. m.

Una consignación de 500.000 millones de pesos a uno de los escoltas de la familia de Enilse López, ‘la Gata’, que ya había fallecido, fue una de las pruebas que la Fiscalía presentó ante un juzgado de Cartagena contra el clan de la ‘reina’ del chance.

La Fiscalía aseguró que esa es una de las pruebas en el expediente y que demostrarían cómo Enilse López –detenida en un hospital de Barranquilla–, su familia y sus colaboradores crearon cuatro empresas de juegos de azar para cerca de 442.000 millones de pesos producto del narcotráfico de los exjefes paramilitares Salvatore Mancuso y Edward Cobos Téllez, ‘Diego Vecino’. (Lea también: Así fue el golpe al imperio de la 'Gata'). 

La consignación al escolta fallecido fue hecha en el 2008 por la empresa Unicat, que hasta este año tuvo el negocio del chance en Bolívar.

De acuerdo con la investigación de la Dijín y de la Fiscalía, la ‘Gata’ constituyó esta firma en el 2003 en Magangué (Bolívar) con 1.700 millones de pesos “sin afectar ninguno de los activos personales ni familiares” y sin explicar de dónde salió el aporte.

La tesis que la fiscal Luz Ángela Bahamón expuso en la audiencia contra los 13 capturados del clan de la ‘Gata’ es la existencia de una doble contabilidad.

Señaló que así como la consignación al escolta muerto, fueron hallados giros a personas que no aparecen en la Registraduría Nacional o que nunca tuvieron relación con el imperio de la ‘Gata’. Uno de los ejemplos citados fue la consignación por 21.000 millones de pesos que el particular Carlos Acosta le hizo a Uniapuestas entre el 2004 y 2006. Pero al revisar quién era esta persona, en las bases de datos oficiales no apareció ni nombre ni su número de cédula.

Otra de las irregularidades fue detectada en Aposucre. Allí, dijo la fiscal del caso, fueron creadas 21 cuentas de nómina cuyos titulares eran supuestos empleados que nunca firmaron los contratos. La única firma que aparece en los documentos es la de Jorge Luis Alfonso López, como subgerente de la empresa. Él está preso en la cárcel Modelo de Barranquilla por homicidio.

La Fiscalía dijo que la Policía encontró esas falsas nóminas en un cielo raso de la sede de la firma, en las inspecciones hechas en el 2010, cuando se inició la investigación con datos entregados por la DEA. Las autoridades calculan que con pagos fantasma Aposucre blanqueó por lo mensos 3.900 millones de pesos entre 2001 y 2004.

La presunta doble contabilidad también fue detectada en las empresas Unicat (con sede en Cartagena) y Aposmar (en Santa Marta).

En esta última, los documentos incautados arrojan saldos de más de 12.332 millones de pesos que, dice la Fiscalía, fueron a parar directamente a los bolsillos de la familia de Enilse López y de la exesposa de Salvatore Mancuso: Martha Elena Dereix, capturada en la operación.

En los registros aparece que Dereix manejó entre el 2003 y el 2005 38 millones de acciones en Aposmar, que le significaban el 11 por ciento. El nombre de la exesposa de Mancuso no solo figura en los libros contables como accionista sino haciendo millonarias donaciones.

Una de ellas fue hecha a Uniapuestas, con sede en Barranquilla y donde Dereix tuvo a su nombre el 4 por ciento de las acciones, representadas en 14.000 acciones. “Ese es el reporte oficial, porque la doble contabilidad aparece hasta el 2008”, señaló uno de los investigadores.

Giros a empleados

Otro de los hallazgos tiene que ver con el uso de empleados de las empresas para legalizar millonarias sumas. Vigilantes y escoltas que tenían contratos por salarios mínimos aparecen con consignaciones de al menos 3.250 millones de pesos. “Era evidente que su capacidad económica no les permitía manejar esas millonarias sumas de dinero”, dijo la fiscal.

También, a las empresas le aparecen registros de bienes inmuebles, entre oficinas, locales y parqueaderos, que fueron justificados en los libros contables como el pago que supuestamente hizo el desaparecido Gustavo Adolfo Rey Soto a Enilse López por deudas personales.

En una clínica, José Julio Alfonso

Aunque Medicina Legal señaló que José Julio Alfonso López, el hijo de la ‘Gata’ capturado, podía ir a una cárcel, la jueza novena penal de Cartagena ordenó trasladarlo a la Clínica Sol de las Américas para que médicos particulares le hagan una nueva valoración. Alfonso López alegó sufrir de depresión y de insomnio.

JHON MONTAÑO
Corresponsal de EL TIEMPO
Cartagena.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.