Cuatro años de desempleo a la baja, pero sigue deuda con jóvenes

Cuatro años de desempleo a la baja, pero sigue deuda con jóvenes

Gobierno destaca que 380.000 colombianos encontraron trabajo en marzo. Desocupación cayó a 9,7 %.

notitle
30 de abril 2014 , 08:33 p.m.

En la antesala del Día del Trabajo, el Dane dio a conocer una alentadora cifra sobre desempleo: en marzo la tasa de desocupación en el país cayó a 9,7 por ciento, frente al mismo mes del 2013, cuando se ubicó en 10,2 por ciento.

El resultado fue celebrado por el presidente Juan Manuel Santos, no solo porque 380.000 personas encontraron trabajo en marzo, sino porque ya son más de dos millones los colombianos que tienen empleo asegurado. (Lea también: 'Tercerización en el Estado también está en la mira': Mintrabajo)

“El empleo es uno de los caminos para lograr más equidad social”, dijo Santos, aunque aceptó que todavía falta “mucho camino por recorrer” en esta lucha.

No obstante que desde hace 14 años el desempleo en marzo no había caído a un dígito, como ocurrió en este, y los colombianos ya se vienen acostumbrando a las buenas noticias en ese campo (en los últimos 45 meses la tasa ha bajado en 39 ocasiones), el país todavía tiene cuentas pendientes.

Una de esas deudas es con los jóvenes, quienes son los más golpeados por la falta de oportunidades, debido a su escasa experiencia. De los más de 2,2 millones de desocupados, más de un millón son jóvenes, según la Escuela Nacional Sindical (ENS). (Vea en cifras los logros y retos del Gobierno en materia de empelo)

Pero las cifras de la ENS van más allá. Este colectivo, integrado por académicos, asegura que en el cuatrienio solo 194.000 dejaron de ser desempleados. El Gobierno insiste en que 841.000 tuvieron empleo por primera vez.

En esta discusión entran también los sindicatos. Julio Roberto Gómez, presidente de la Confederación General del Trabajo (CGT), asegura que la Ley de primer empleo, creada para ayudar a los jóvenes, no ha tenido el impacto esperado en comparación con el beneficio que se les ha dado a las empresas”.

Y si bien los gremios sindicales reconocen que hay avances en la generación de empleo en general, señalan que el que se ha creado no es de calidad.

Gómez asegura: “De 22 millones de personas que integran la población en edad de trabajar, solo 7 millones tenemos un empleo regular”.

Agrega que la informalidad sigue siendo alta, de al menos el 60 por ciento.

La ENS también plantea observaciones a la medida que prohíbe la contratación de personas a través de cooperativas de trabajo asociado, que vinculaban en condiciones paupérrimas. En su opinión, surgieron nuevas formas atípicas de contratación, igual de negativas para los trabajadores.

“Para 2010, dicen, el total de vinculados mediante estos esquemas era de 1’136.016 personas y en 2012 el acumulado fue de 1’140.606, lo que supone un aumento. En lugar de disminución, la intermediación ahora es a través de servicios temporales”.

El Gobierno acepta que hay grandes desafíos hacia el futuro, pero subraya que no se puede desconocer que los logros son igual de grandes.

El ministro de Trabajo, Rafael Pardo Rueda, destaca que “la reducción del desempleo es señal del buen desempeño de la economía y de las políticas activas de generación de empleo”.

El Ministerio del Trabajo sustenta los avances en empleo con las 713.000 pequeñas empresas que fueron beneficiadas con la Ley de primer empleo y los 1,3 millones de personas nuevas que entraron al sistema de subsidios familiares.

Por su parte, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, señala que “los efectos de estrategias como el PIPE (Plan de Impulso a la Prosperidad y el Empleo), implementado en el 2013, siguen contribuyendo al fortalecimiento de sectores como la construcción, el cual tuvo una tasa de ocupación de 10,1 por ciento anual en las cifras de marzo”.

El propósito del Gobierno, según Pardo, de aquí hasta agosto, será insistir en la formalización. “La estrategia diseñada es ir trabajando por grupos específicos para generar mayor formalización, pero con base en la realidad de cada sector. Los conductores de taxi, por ejemplo, que tienen una desprotección en seguridad social muy grande”, asegura el Mintrabajo.

Comercio, principal jalonador

Los sectores de la economía que más jalonaron el empleo en marzo –mes en el que la tasa de desempleo quedó en 9,7 por ciento, un 0,5 por ciento menos que en el mismo periodo del 2013– fueron el comercio, los hoteles y los restaurantes, con una participación del 27,7 por ciento.

En marzo del 2013 el desempleo se ubicó en 10,2 por ciento.

La mayor ocupación se generó en los llamados trabajadores por cuenta propia, un 42,7 por ciento de las 387.000 personas que consiguieron empleo en el periodo medido.

Cúcuta (19,5 %), Armenia (17,4 %) y Quibdó (17,4%), las ciudades con más alto desempleo, y Barranquilla (8,4 %), Cartagena (8,8 %) y Bucaramanga (9,4 %),

las que arrojan menos desocupación. Bogotá se ubicó con 9,9 por ciento.

En febrero pasado la tasa de desempleo había caído hasta 10,7 por ciento.

REDACCIÓN ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.