Secciones
Síguenos en:
Debate de Fedearroz con los agricultores del Llano

Debate de Fedearroz con los agricultores del Llano

Anuncios de la agremiación no son suficientes si no atacan enfermedad del cultivo.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
26 de enero 2014 , 05:47 p. m.

La Adopción Masiva de Tecnología (Antec) en que está comprometida la Federación Nacional de Arroceros (Fedearroz) no es suficiente si no se combate la enfermedad del cultivo (baneamiento) que está quebrando a los cultivadores y que ahora también está acabando con los molineros del Meta.

Esas fueron las posiciones que se expusieron el pasado fin de semana en la reunión de cerca de 200 cultivadores del departamento con el gerente general de Fedearroz, Rafael Hernández, en Villavicencio.

El directivo gremial hizo anuncios que apuntan mejorar el manejo del cambio climático, el próximo lanzamiento de ocho nuevas variedades de arroz, cuatro para Tolima y cuatro para los Llanos Orientales, y del proyecto para apoyar la instalación de nuevos laboratorios.

Hernández anunció que va a duplicar el número de estaciones meteorológicas de 28 a 56 en todo el país.

También dijo que Fedearroz montó dos laboratorios, uno en Aguazul (Casanare) y otro en Granada (Meta), “pero los resultados no han sido los esperados y se requiere entidades como la Superintendencia de Industria y Comercio tomen cartas en para que tenga su aval para que ejerza como juez cuando existan diferencias entre la muestra que tomó el agricultor y la que llevó el molino.

No obstante, anunció que con el Ministerio de Agricultura están dispuestos a montar otros dos laboratorios e hizo un llamado a los agricultores para que incrementen los programas de agronomía, que no es otra cosa, dijo, que el manejo del cultivo, sin detrimento de la investigación en genética.

Los agricultores, entre ellos, Álvaro Orjuela Villalobos, señalaron que los anuncios de Fedearroz son importantes, pero mientras Fedearroz no tenga la voluntad de combar de manera frontal el baneamiento del arroz no va a pasar nada.

Sostuvo que por hectárea estaban recogiendo 90 bultos y por esa enfermedad en el cultivo ahora recogen 50. Eso ha llevado, dijo, a que no solo quiebren los agricultores sino los molineros y puso como ejemplo las dificultades que afrontan Improarroz y, ahora, el Molino Montercarlo, que está destinando sus bodegas para talleres de empresas petroleras.

REDACCIÓN LLANO 7 DÍAS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.