Correrías en el sur y en la ladera de Cali, tras los carros cisterna

Correrías en el sur y en la ladera de Cali, tras los carros cisterna

Mientras abastecían 37 barrios con el corte hasta el lunes, otros sectores tuvieron baja presión.

23 de enero 2014 , 07:11 p.m.

La ‘sequía’ de cinco días en zonas del sur y de la ladera de Cali no tomó desprevenida a Alba Marina García, moradora del barrio Francisco Eladio Ramírez, en la comuna 18.

La falta de agua en este sector de ladera y en otros 36 de la misma zona y del sur caleño, la motivó y a otros vecinos a salir detrás de los 60 carros cisterna que recorrerán hasta el lunes las calles por el corte del servicio que afecta a 200.000 habitantes.

El alcalde encargado, Javier Pachón, madrugó a supervisar la instalación de carro tanques.
Así lo corroboró Andrés Felipe Domínguez, del sector La Playa, en el sur, quien explicó que “no hubo congestiones; muchos de los 1.200 habitantes del barrio ya tenían reservas. Esperemos que todo siga igual”.

Y aunque Emcali y Metrocali, al igual que el alcalde Pachón, sostuvieron que solo el 8 por ciento de la población tuvo que recurrir a los baldes y a provisionarse de numerosos porrones de agua, otros sectores se sorprendieron en la mañana porque al abrir los grifos no salió el líquido vital.

Uno de ellos está ubicado entre las carreras 23 y 26 con calles 44 y 70 del barrio Nueva Floresta. También hubo corte en El Pondaje, Ricardo Balcázar, Lleras Restrepo, Villa del Lago, Cinta Larga; entre las carreras 22 y 28 con calles 70 y 72F, así como entre las calles 36 y 44 con carreras 32C y 40 de La Gran Colombia.

Al respecto, la Alcaldía señaló que la suspensión del servicio en estos sectores era transitoria, por seis horas. “Pero también se presentaron algunos inconvenientes en la prestación del servicio en el resto de la ciudad, debido a que habitantes de otras comunas decidieron recoger agua sin necesidad, lo que provocó una baja presión de la red municipal, algo que también afectó llenar los carros tanques a través de hidrantes”, dijo Pachón. Uno de esos sectores con poca agua fue Julio Rincón.

Pachón anotó que debido a las bajas presiones se habilitó la red alta para que los carrotanques usen los hidrantes.

Por esta situación, algunos caleños decidieron organizar vacaciones a última hora, como María Doris Dávila, presidenta de la Junta de Acción Comunal (JAC), del barrio Caldas. La señora madrugó con su familia a coger agua para bañarse y luego emprender el viaje a una reserva natural hasta el domingo. “Aprovechamos para descansar, pasear y no tener que recoger tanta agua”, dijo la mujer.

La Personería reportó carrotanques sin registro de salubridad autorizado, hidrantes con baja presión, usuarios esperando para ser abastecidos y dificultades en la nivelación de la red matriz.

Mientras transcurría el primer día del corte, unos 50 funcionarios de la secretaría de Salud de Cali se distribuyeron por los 37 barrios para verificar que los centros hospitalarios, almacenes de grandes superficies y unidades residenciales hacían uso racional del agua.

De acuerdo con algunos funcionarios, en días previos hubo capacitaciones, dentro del plan de contingencia que se planeó desde septiembre pasado, cuando se determinó el empate de la tubería de 350 metros con la red matriz para sectores del sur y de la ladera de la ciudad por la construcción de la estación Calipso-Julio Rincón, del MÍO.

REDACCIÓN CALI

 

 

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.