Piedras contra el árbol de la democracia

Piedras contra el árbol de la democracia

Nuestra decisión es que estas sean las elecciones más pacíficas y transparentes de los últimos años.

19 de enero 2014 , 08:39 p.m.

Nada más fácil para un candidato que busca reconocimiento que dedicarse a echarle piedras al Gobierno. Esa máxima la aplican con frenesí por estos días quienes buscan dejar de ser oposición y llegar al poder.

Un gobierno democrático, como el nuestro, está acostumbrado a que le tiren piedra. Desde la izquierda y la derecha. Una arenga muy popular es decir que no hay garantías para la campaña electoral. Nada más alejado de la realidad. Si algo ha caracterizado al presidente Juan Manuel Santos es que rompió los paradigmas y estableció una nueva relación de respeto y garantías con los movimientos sociales, ONG de derechos humanos, líderes de oposición.

También descriminalizó la protesta social y eliminó el estigma de amigos de las Farc contra quienes se atreven a protestar en vías públicas.

Una máxima demostración de nuestro espíritu democrático y modernizador son, precisamente, los diálogos de paz con las Farc, cuyos eventuales acuerdos cambiarían el escenario político y significarían profundas transformaciones políticas, económicas y sociales que permitirían un salto a un futuro de prosperidad, seguridad, convivencia y justicia social.

Es una falacia decir que el Gobierno persigue a la oposición de derecha para beneficiar a la oposición de izquierda. Al igual que sentenciar que el proceso de paz incluye una conspiración en La Habana para impedir surgimiento o la consolidación de los partidos de derecha.

El Gobierno trabaja en La Habana para que nadie nunca más se alce en armas para defender sus ideas, y siempre los votos sean más poderosos que las balas. En eso consiste la reconciliación y la apertura democrática. Esta administración ha rodeado de garantías a la oposición y las organizaciones sociales. Respetamos y hacemos cumplir la Constitución Política. El presidente Santos ha actuado con enorme equilibrio, madurez y responsabilidad frente a quienes buscan satanizarlo y caricaturizarlo como un obsesivo con la reelección, que le ha entregado el país a la guerrilla para permanecer en el poder. Ese libreto opositor no cabe en la cabeza de una persona cuerda.

Como Ministro del Interior he sostenido reuniones permanentes con las diferentes bancadas del Congreso, líderes de la oposición, incluida la UP, el Partido Comunista, la Marcha Patriótica y el Partido Verde; con las ONG de derechos humanos y dirigentes sindicales, indígenas, campesinos, negros, gitanos, para ratificarles la vocación democrática y garantista de esta administración.

El director de la Unidad Nacional de Protección, además, se ha reunido con los directores de todos los partidos, para escuchar sus necesidades de protección a quienes lo necesiten entre los más de 2.400 candidatos al Congreso, así como a los aspirantes a la Presidencia. Todo lo pactado se está cumpliendo.

Nuestra decisión es que estas sean las elecciones más pacíficas y transparentes de los últimos años. Derrotar la violencia, la corrupción y las chequeras es, también, nuestro objetivo. Es mezquino, además, responsabilizar al Gobierno de las decisiones del poder electoral, que es autónomo y cuya independencia y profesionalismo respetamos profundamente. Por lo demás, hemos cumplido con la asignación de los recursos necesarios para que cumplan su labor constitucional.

La Comisión Nacional de Garantías Electorales, la Ventanilla Única de Antecedentes, la Unidad de Reacción Inmediata para la Transparencia Electoral (Uriel), la interlocución permanente con los órganos de control, la tarea incesante de pedagogía electoral y acercamiento con los medios de comunicación, garantizarán el cumplimiento de nuestros objetivos. De estas elecciones saldrá un país más democrático y pacífico.

El árbol de la democracia es cada día más fuerte y sobrevivirá a las piedras que los opositores le lanzan para sacar dividendos electorales. Trabajar por una mejor democracia es nuestro mantra.

Aurelio Iragorri Valencia

* Ministro del Interior

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.