La familia que vino desde Kenia a exponer su arte

La familia que vino desde Kenia a exponer su arte

Traen productos de hueso, cuero y madera. Dicen que Colombia es como su hogar.

12 de enero 2014 , 01:17 p.m.

Con las artesanías en madera, piedra, hueso y cuero, más los trajes, pinturas y muebles que aprendieron a fabricar desde su infancia, dos hombres y una mujer provenientes de Nairobi y Mombasa (Kenia), están en la capital caldense para dar a conocer un poco de su cultura en la Feria Artesanal, que se realiza hasta hoy en el marco de la Feria de Manizales.

Elefantes, jirafas, búfalos y rinocerontes de diferentes tamaños se mezclan entre las pinturas de atardeceres africanos y guerreros tallados que decoran el pabellón de esta familia en el Centro de Ferias y Exposiciones (Expoferias), a donde arribaron tras un vuelo de dos días con escala en Amsterdam.

Allí también llegó la mercancía que enviaron días atrás por barco en un contenedor .

Esta es la segunda vez que Kyangoma Cyril Wambua y Victoria Nzisa Mulwa están en el país, donde vive, desde hace tres años, Andrew Kyalo Muteti, hijo de Mulwa, quien a pesar de lo que escuchaba sobre Colombia, se 'arriesgó' a venir y le gustó.

"Yo tenía muy claro, según lo que me contaban, que apenas llegara al aeropuerto me mataban. Pero cuando llegas, encuentras una diferencia enorme de lo que dicen. A mí me gustó y me sigue gustando, me amañé mucho", cuenta Muteti, antropólogo de la Universidad Javeriana, quien alterna las clases de lenguas modernas que dicta en el British College, en Bogotá, con la fabricación de artesanías y la venta de los productos que le envía su familia de Kenia.

Es que para Wambua, Nzisa y Mulwa, su arte lo es todo, es compartir lo que son, es llevar en alto una tradición y conservar sus ancestros.

"No hemos borrado nuestras costumbres, por eso hemos ido a países africanos y americanos, a Brasil, Uruguay, Venezuela, Colombia, India, Jordania, Medio Oriente, Asia. Es un arte que ha viajado mucho", asegura Wambua, quien viste las prendas de un guerrero maasái, en honor a su cultura.

Razones para volver

Escuchar y ver cómo bailan salsa, comer bandeja paisa, sancocho, mute, recetas diferentes con arroz y en especial, las "famosas arepas", son las razones por las que esta familia se declara enamorada de Colombia y de su gente "amable, activa, trabajadora, y como dicen acá: avispada", explica Nzisa.

Ella señala que en otros países se han sentido extraños porque las personas son muy "frías", pero en Latinoamérica, sobre todo en este país, sienten una conexión especial.

"La gente aquí es feliz, muy linda, acogedora. La comida es hermosa. Me encantan los climas, he ido a Cartagena, Santa Marta, Bucaramanga, Barranquilla, el clima es parecido en Kenia", añade Muteti.

Mañana ellos viajan a Bogotá y el miércoles, a Kenia, pero desde ya están planeando regresar.

"Ahora, Colombia es como mi segundo hogar", concluye Nzisa.

‘África no es solo hambre y pobreza’

Además de viajar por el mundo con sus artesanías, Victoria Nzisa y su familia también quieren cambiar la idea que la gente tiene de su continente. “África no es solo hambre y pobreza, así como Colombia no es solo guerrilla y secuestros. No se puede confiar del todo en los medios, dicen lo malo pero no lo bueno de un país”, afirma Nsiza.

 

Mónica Arango Arango

Corresponsal de EL TIEMPO

Manizales

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.