Las razones por las que la Procuraduría rechazó la recusación de Petro

Las razones por las que la Procuraduría rechazó la recusación de Petro

Viceprocuradora hizo públicos los argumentos por los que declaró "infundada" la solicitud.

notitle
10 de enero 2014 , 12:26 a.m.

La defensa de Gustavo Petro había recusado a la viceprocuradora Martha Isabel Castañeda y a los integrantes de la Sala Disciplinaria, lo que le permitió al Alcalde de Bogotá devolver la actuación para que continuara el trámite con el recurso de reposición, luego de que el Ministerio Público lo destituyera e inhabilitara. (Lea aquí: Viceprocuradora negó dos recusaciones que interpuso defensa de Petro)

Según la funcionaria, la pretensión de Petro de que la actuación disciplinaria fuera remitida al Senado de la República para designar a un procurador ad hoc para resolver la recusación, fue rechazada porque según la Ley 734 de 2002, en sus artículos 84 y 88 y el decreto de Ley 262 de 2000, es el Procurador General quien define los impedimentos y recusaciones contra los procuradores delegados, incluidos los de la sala disciplinaria.

“Acceder a la petición de la defensa de Petro sería crear una solución inexistente en nuestro ordenamiento constitucional, máxime que no se le ha asignado la labor de resolver recusaciones en materia disciplinaría al Senado de la República, ni la instaurada contra el Procurador, ni contra sus subalternos”, dice el documento.

Según Castañeda, el Senado no puede resolver la recusación porque, según la Constitución del 91, “su función, culmina precisamente con la elección del Procurador, sin perjuicio del deber de aquel de presentar informe al Congreso”.

Sostiene además el Ministerio Público, que hacerlo “implicaría desnaturalizar la función propia del Legislador, para signarle la tarea de resolver controversias de naturaleza administrativa o judicial, no previstas en la Constitución o en la Ley”.

Agregó la Procuraduría que acceder a lo solicitado por el Alcalde, desvirtúa el papel de la Corte como juez natural en los asuntos de constitucionalidad.

Según la viceprocuradora, en su condición de encargada puede resolver las recusaciones propuestas en relación con los procuradores delgados de la Sala Disciplinaria, quienes ostentan la calidad de funcionarios competentes para tramitar este asunto.

Argumenta la Procuraduría que el Código de Procedimiento Civil dispuso que “no serán recusables los funcionarios judiciales a quienes corresponda decidir el incidente de recusación”. Mientras que el artículo 107 de la Ley 600 del 2000 dice que “no es dable recusar al funcionario que debe resolver la recusación”.

El Alcalde, destituido por el supuesto mal manejo en la recolección de basuras en diciembre de 2012, señaló que Ordóñez incurrió en causal de recusación al mostrar que tiene “interés directo (moral) en la actuación disciplinaria en mi contra y ha manifestado su concepto por fuera de la actuación disciplinaria, sobre las cuestiones materia del proceso por lo que debe concluirse que está impedido para juzgar con imparcialidad el proceso disciplinario y así mismo afecta la imparcialidad de sus integrantes”.

De ahí que el primer mandatario capitalino también recusó a los integrantes de la sala disciplinaria del Ministerio Público integrada por Juan Carlos Novoa y Carlos Arturo Ramírez y la viceprocuradora General Marta Isabel Castañeda.

REDACCIÓN JUSTICIA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.