Hace 50 años

Hace 50 años

Pasados los días de fiesta por Navidad y Año Nuevo, Bogotá deja en el pasado el bullicio y vive una tranquilidad que solo se puede presenciar en el mes de enero. La plaza de Bolívar, tradicionalmente visitada por los ciudadanos, presenta un aspecto desierto y cobra extraordinaria dimensión. En la foto, un chiquillo desmorona pan para las palomas, las que sirven de alegre adorno a ese tradicional sector bogotano.

notitle
02 de enero 2014 , 03:39 p.m.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.