Polémica propuesta de Petro para salvar al SITP

Polémica propuesta de Petro para salvar al SITP

Sugirió una alianza público privada con los operadores privados, para superar la crisis económica.

26 de noviembre 2013 , 09:32 p. m.

La inminente crisis del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) tiene a la Nación y al Distrito buscando soluciones que permitan cumplir con el cronograma que prevé una implementación total para abril del 2014.

El martes, durante un debate en la comisión sexta del Senado, convocado por el movimiento Mira, el alcalde Gustavo Petro les propuso a Coobús y Egobús –las firmas de los pequeños transportadores a cargo del 40 por ciento de las rutas del SITP y que hoy tienen graves dificultades financieras– una alianza público privada (APP), para “ligar la empresa pública con miles de empresarios privados; pero que la pública garantice los buses, que es lo que se necesita para implementar el SITP, en los tiempos previstos”.

Esto significa que la ciudad asumiría los costos de la flota de buses, pese a que ya hay un desbalance económico que, según proyecciones de la Secretaría de Hacienda, costará 750.000 millones de pesos hasta el 2016, cuando termine el proceso.

Aunque aún no se sabe el costo o cómo se estructurará, un experto en el tema consultado por EL TIEMPO advirtió que la ley impide hacer alianzas con empresas que tengan concesiones vigentes con el Estado. En el caso de Coobús y Egobús hay contratos por 24 años.

También señaló que se debe evitar desnaturalizar los contratos, es decir, modificar la forma como se les paga a los operadores, pues hoy la remuneración está atada a los riesgos, que se modificarían si la Administración adquiere los buses.

La solución de la Nación, propuesta por el viceministro de Transporte, Nicolás Estupiñán, es crear un modelo sin sacrificar a los pequeños transportadores que han prestado el servicio durante décadas. “Tenemos que darles una mano. Se puede buscar un crédito blando con Bancóldex o Findeter”, dijo.

Según Darío Hidalgo, experto en transporte y exdirectivo de TransMilenio, la remuneración es un aspecto crucial, pues llevaría a la renegociación de los contratos.

“Se supone que ganaron la licitación porque tenían la capacidad financiera, no sé si esto pueda generar reacciones entre quienes no ganaron la convocatoria”, dijo.

No obstante, aseguró que este modelo de inversión mixta ha funcionado en otras ciudades como Curitiba, en los años 80. “Los privados no tenían capacidad para adquirir la flota, así que se compró con recursos públicos y se remuneró a operadores solo por los conductores, combustible y mantenimiento, en contratos a 10 años”, explicó.

Francisco Bohórquez, uno de los directivos de Coobús, estuvo de acuerdo con cualquiera de las dos opciones. “Preferimos una alianza con el Distrito y que los buses se queden en la ciudad a que los grandes operadores se queden con todo el negocio. O, si nos ayudaran con los créditos sería bueno. Pagaremos, porque hemos hecho esto toda la vida y sabemos de transporte”, anotó.

REDACCIÓN BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.