Investigan muerte de dos personas denunciadas por mineros de Buriticá

Investigan muerte de dos personas denunciadas por mineros de Buriticá

Policía dice que hay presencia de 'bacrim'. Unos 1.500 mineros se resisten a salir.

25 de noviembre 2013 , 08:29 a. m.

Una decena de mujeres que llegaron a Buriticá hace tres años, atraídas por la fiebre del oro, se ven llorando entre las piernas de los policías que escoltan el camión en el que sacan algunas de sus pertenencias.

Todo está en silencio. No hay luz ni agua. Los mineros dicen que se las cortaron para presionarlos. Solo se escucha el ruido de los cargadores que derriban una a una las casas de tablilla que en los últimos tres años improvisaron en los costados del trayecto de menos de 10 kilómetros entre Pinguro y la cabecera municipal.

No hay minero que no tenga en el celular fotos de personas heridas o las de Yenci Morales, de 26 años, y Eduardo Rodríguez, de 18, que murieron en medio de un choque el pasado viernes entre ellos y la fuerza pública.

Según el secretario de gobierno de Antioquia, Santiago Londoño, se abrió una investigación para determinar los responsables de estas muertes. “La Policía solo puede disparar para defenderse, y hay evidencias de que fueron atacadas con fusil y arma corta”, dijo Londoño.

Por su parte el minero José Urrutia*, afirmó que los jóvenes asesinados estaban desarmados y que uno de ellos “recibió un impacto por la espalda que lo atravesó y le sacó un ojo. La Policía es la responsable de esto y pedimos que se haga justicia”, agregó.

El teniente coronel Javier Guerrero, jefe del dispositivo de intervención, lamentó lo ocurrido y sostuvo que uno de los jóvenes, según informes previos de legistas, murió por explosivos. Señaló que hubo otros dos civiles heridos por impacto en el glúteo y en el tobillo. Siete policías también resultaron heridos con pólvora casera.

“En esta zona hay miembros de bandas criminales, armados con fusiles AK 47. Hemos encontrado munición e indugel. Hay mucha gente humilde y trabajadora, pero también hay capital criminal”; afirmó Guerrero.

La Policía Antioquia también reportó la captura de una persona de 24 años que portaba 10 artefactos explosivos y que, según Inteligencia, hace de la banda criminal de Urabá.

Por otro lado, según las autoridades, en los disturbios un menor de meses sufrió asfixia por efecto de los gases lacrimógenos, pero fue estabilizado por médicos.

Gabriel Cadavid*, socio de una bocamina, dice que no ha visto mineros disparando y que si así fuera habrían policías muertos o heridos por bala. “No queremos violencia. Acá hay personas que arman desorden drogadas. Mis 300 empleados están bajo control”, agregó.

Las tareas de evacuación han avanzado en un 50 por ciento. Toda la zona de Los Asientos, donde había más de 500 ‘cambuches’, está ocupada por la Policía, pero aún falta el sector de San Antonio II, donde, en una montaña que inicia a borde de vía, hay otros 1.500 mineros.

“Si nos tenemos que ir está bien, pero no permitiremos que nos quemen las minas. A eso le hemos invertido mucho dinero”, sentenció otro informal.

Orden de hace un mes

Aunque algunos mineros dicen que se incumplió el protocolo de evacuación porque no les habían avisado, Londoño sostiene que desde el pasado 19 de octubre, después de un estudio de la zona, la Gobernación comunicó la orden de evacuación ante el alto riesgo inminente.

La medida se tomó un día después de que unos gaviones (muros artesanales de contención) se derrumbaran. Al principio se creyó que había 20 mineros sepultados pero Salvamento Minero y el Dapard descartaron víctimas. Hace una semana empezaron a hacer efectiva la evacuación.

En el último año han muerto 10 personas por manipulación de ‘polvo loco’, la pólvora artesanal con la que rompen la roca para extraer el preciado oro.

Hasta el momento, unos 2.000 mineros han salido de forma voluntaria en camiones dispuestos por la Gobernación, rumbo a sus lugares de origen, “pobres, pero tranquilos”, dijo uno de los mineros que tenía lista su lavadora a orilla de carretera.

*Nombres cambiados por solicitud de fuentes.

OSCAR ANDRÉS SÁNCHEZ A.
Enviado especial de EL TIEMPO
BURITICÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.