En el estadio, bien; afuera, mal durante la final de la Copa

En el estadio, bien; afuera, mal durante la final de la Copa

La fiesta de la final de la Copa Postobón se vio empañada por algunos hechos violentos aislados.

notitle
17 de noviembre 2013 , 09:17 p.m.

Los hinchas de Nacional celebraron con calma, al menos dentro del estadio Atanasio Girardot, el segundo título consecutivo en la Copa Colombia, aunque hubo un hecho que empañó lo que debió haber sido una fiesta desde el comienzo: el bus que llevó a Millonarios al escenario de la final fue atacado con esferas de acero y le rompieron seis vidrios. Por fortuna, ningún jugador salió lastimado.

A la salida, las cosas tampoco fueron fáciles para los jugadores de Millonarios. “Porque nos van a dar bala salimos en tanqueta. No entiendo a estos hinchas si ya ganaron, qué tristeza”, dijo el portero Nelson Ramos en su cuenta de Twitter, mientras mostraba una foto del plantel dentro del vehículo policial.

Ya dentro del estadio, sin hinchas azules por decisión de la Alcaldía de Medellín desde antes de que se jugara el encuentro, el público llenó las graderías: el dato oficial fue de 44.061 espectadores. Hubo lanzamiento de objetos contra los jugadores de Millonarios a la hora de cobrar los tiros de esquina, pero, más allá de eso, no se presentaron hechos de mayor gravedad.

En la tribuna, los fanáticos verdes vivieron todas las emociones posibles, menos la tristeza: comenzaron con angustia, cuando Millonarios se fue con todo en busca del gol de la ventaja y dominó a los locales en el arranque del juego. Luego tuvieron una explosión de júbilo cuando Juan David Valencia anotó el que terminó siendo el gol del título en la Copa. Después, volvió la respiración entrecortada cuando Millos arrancó con todo en la segunda etapa, y los gritos de esperanza cuando Nacional se le fue encima a su rival y volvió a hacer figura al portero Luis Delgado.

Ya la fiesta se había encendido cuando los hinchas se dieron el lujo de cantar el ole en el remate del juego, cuando Millos perdió del todo la pelota y Nacional empezó a agotar los últimos minutos haciendo correr el balón a lo largo y, sobre todo, a lo ancho del Atanasio Girardot.

REDACCIÓN DEPORTES

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.