Foro del lector

10 de noviembre 2013 , 08:40 p. m.

Los avances en La Habana

Señor Director:

Sobre las circunscripciones territoriales de paz, el jefe del equipo negociador del Gobierno enfatiza en que no solo serán para las Farc, ya que todos los habitantes de las zonas más castigadas por el conflicto podrán aspirar a ejercer esa representación. Suena bonito, justo e irrefutable. Pero en la práctica, ¿quién se atrevería en ellas a candidatizarse sin el aval de las Farc? En verdad, es un diseño estratégico de largo alcance, pero para la guerrilla, que acapararía las curules y conservaría su dominio en esos territorios. Sería el más generoso voto de confianza del Gobierno y de los colombianos a la sincera voluntad de paz de las Farc, a su reinserción fraterna a la sociedad civil y a su solidaridad y “unión patriótica” para construir un mejor país. Ojalá que así sea.

Luis Iván Perdomo Cerquera
Bogotá

* * * *

Señor Director:

Lo alcanzado en La Habana entre el Gobierno y las Farc, como dice su editorial, ya es importante para Colombia. Pero deberíamos hacerlo sobre todo con el desarrollo agrario integral, sin que se tengan que sentar a negociarlo el Gobierno y la guerrilla. ¿Acaso implementar políticas de equidad y desarrollo agrario no es una obligación del Estado? Es que con el campo siempre se ha hecho política, se han hecho promesas, estudios, planes, pero lo que no se ha hecho es justicia. Porque no hay mucha conciencia y tampoco voluntad. Pueda ser que de allí salga algo concreto. Porque lo que ha salido a flote con los paros es que las condiciones de nuestros campesinos son muy delicadas. De las circunscripciones territoriales de paz poco entiende la gente del común. Vamos a ver.

Pedro Samuel Hernández

Un fallo que no desinfecta

Señor Director:

Al no tener otro espacio sino la prensa para dar una opinión, los colombianos confiábamos en la justicia; ahora sale que las fallas de las infecciones hay que eliminarlas. La primera es el huésped. Las siguientes son el medioambiente, donde vive, crece, se alimenta y socializa este huésped.

Los microorganismos se viven reproduciendo genéticamente cada vez que los atacamos y se hacen más fuertes. Con el fallo de los magistrados, las bacterias deben estar riéndose. Por supuesto que el sistema de salud y quienes trabajamos en él luchamos para evitar males mayores, pero son el individuo y la sociedad los que deben velar por tener mejor hábitat y mejores costumbres de sanidad. La lucha contra las infecciones es una batalla desigual.

Orlando Bustillo jr., M. D.

Bogotá, ¿con puentes de tablas?

Señor Director:

No deja de entristecernos y sorprendernos la tragedia en Ciudad Bolívar: una madre y su hijo de 8 años mueren al atravesar un puente de tablas de madera. Es inaudito que una ciudad con recursos de inversión iguales a los de Ecopetrol, como lo anotó EL TIEMPO en días pasados, no invierta en los más pobres de la ciudad. La Bogotá Humana debería sentir vergüenza. No hay derecho a tanta negligencia y falta de humanidad con nuestros ciudadanos, cuando se invierten altas sumas de dinero en publicidad y pago de burocracia distrital inocua. Lo sucedido con la señora Nelfa Martínez y su pequeño hijo merece una explicación de la administración distrital, que también debe ofrecer disculpas públicas por lo sucedido. Además de la violencia callejera, las personas con menos oportunidades deben morir por falta de puentes y tapas de alcantarilla.

Carlos H. Suárez Becerra

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.