Foro del lector

Foro del lector

09 de noviembre 2013 , 07:45 p.m.

Esperanzas de paz

Señor Director:

De La Habana viene un barco cargado de... esperanza. Eso es el acuerdo firmado con el Gobierno sobre la futura participación política de las Farc, uno de los puntos claves en la agenda de conversaciones. La oposición y los desinformados están con los pelos de punta. ¿Por qué? Porque la guerra es un negocio que deja mucho dinero. No es solo el desarme de las guerrillas, sino el hacer política participativa e incluyente, y no únicamente representativa, como siempre ha ocurrido. Si no es ahora, ¿entonces cuándo y cómo? No habrá impunidad una vez entregadas las armas, los que ameriten cárcel pagarán, los jueces tendrán la última palabra. En casi 50 años de guerra y dolor, este avance es lo más cercano a la paz, también para los insurgentes, hartos de vivir escondidos por décadas en las selvas. Y terminando la mayoría helados en una caja fría.

Helena Manrique Romero

* * * *

Señor Director:

El Gobierno le está abriendo claras posibilidades de reinserción civil y política a la guerrilla de las Farc. Este momento histórico no pude ser desperdiciado por los violentos, que si todavía tienen maniobra y capacidad de daño ya no generan ese gran temor en la comunidad, como otrora, cuando, por medio de métodos atroces, la intimidaron, especialmente a la rural, a la que le arrebataron sus hijos. Por el contrario, la sociedad expresa sentimientos de rechazo. Por eso, la oportunidad de que puedan hacer política les abre el escenario para que cambien la barbarie por las ideas.

Édgar Guillermo Bejarano Ch.

* * * *

Señor Director:

Los acuerdos alcanzados en Cuba, sobre reforma agraria y participación política, son augurios que deben llenarnos de esperanza a los colombianos. Debemos mirar con optimismo estos avances y no detenernos en consideraciones superficiales, como el que los participantes se den su irresistible chapuzón en esa paradisiaca isla. Si queremos la paz, debemos desarmar nuestra mente y espíritu, buscando la reconciliación, el perdón y la reparación. Lo que no comprendo es el mensaje de las Farc, en el que se solidarizan y se congracian con los logros territoriales de Nicaragua.

Gerardo Dussán D.

El pacto por Colombia

Señor Director:

Me refiero a su editorial ‘Un acuerdo que vale la pena’ (5-11-2013). No se puede aplazar más un acuerdo en temas centrales que involucren y beneficien a la sociedad: educación, salud, infraestructura, equidad social. La inequidad es la madre de muchos males, y corresponde a los gobernantes de turno y al sector privado proponer fórmulas, ser generosos, justos. El pacto por Colombia que propone el señor Luis Alberto Moreno, presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, es más que oportuno, pues si se llegare a un acuerdo con las Farc, con mayor razón, en un ambiente de paz, este país tiene que emprender un camino acelerado para su desarrollo, lo cual no solo es dar mayores oportunidades a la gente del común, sino evitar otras tentaciones de revolución armada. Es que la paz se aclimata, pero con justicia social y con un país pujante.

José Francisco Piñeres

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.