La maldad de un disfraz / Opinión

La maldad de un disfraz / Opinión

31 de octubre 2013 , 06:18 p.m.

"El que no está conmigo está contra mí", reza un pasaje de la Biblia que muchos de sus seguidores, especialmente los de los mal llamados grupos cristianos, no han dudado en convertir en una peligrosa arma de batalla para descalificar a todo aquel que no esté de acuerdo con sus creencias y prácticas religiosas. Así, se califican de paganas y se proscriben muchas de las expresiones culturales y folclóricas de los pueblos.

Yo soy mala para las fiestas, paganas o no; no pertenezco a ninguna secta satánica ni mucho menos he participado en ritos en homenaje al demonio. Pero recuerdo que de niña me encantaba disfrazarme y de adulta disfruto enormemente viendo la variedad y creatividad de los disfraces, así como me complace observar lo mucho que los niños se gozan esta celebración del Día de Los Niños, Día de las Brujas o Halloween, como la quieran llamar.

En este carnaval de disfraces, millones de niños dan rienda suelta a su imaginación y fantasías infantiles dando vida a sus personajes favoritos.

Con este antecedente, me cuesta trabajo entender que haya mentes tan perversas que en los inocentes disfraces de los niños sean capaces de ver la maldad representada en su máxima expresión.

María Isabel Barragán
Periodista
mercurioagencia@yahoo.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.