El grito de 40 millones de hinchas: ¡Colombia, al mundial!

El grito de 40 millones de hinchas: ¡Colombia, al mundial!

El equipo dirigido por José Pékerman hizo estallar de felicidad al Metropolitano.

notitle
11 de octubre 2013 , 06:42 p.m.

‘¡Colombia, al mundial!’ fue el grito unánime de 'la mancha amarilla' que este viernes se congregó en el estadio metropolitano Roberto Meléndez en la celebración por la clasificación a Brasil 2014. (Galería: El país celebra la clasificación de la Selección Colombia al Mundial).

Los 16 años de ausencia contó con un ingrediente especial: el respaldo sin descanso para la reacción y el empate a tres luego de ir abajo 3-0 al término de los 45 minutos.

Los 50 mil colombianos que asistieron al estadio no dejaron de aplaudir y gritar consignas de apoyo.

Por eso, al terminar el partido, el público no abandonó por largo tiempo el escenario para aplaudir a sus jugadores que a manera de gratitud dieron la vuelta a la cancha para saludar a los habitantes y visitantes de 'la casa de la Selección'.

El ambiente festivo previo pudo tener una felicidad tempranera, a los 5 minutos, pero el hombre de casa, el artillero Teófilo Gutiérrez, falló al echar por encima la pelota, ahogando el grito de gol en el estadio.

Después, desde el minuto 17, se vieron caras largas, con el primero de los goles de Chile. Aunque permaneció la voz de aliento desde las gradas, las caras se entristecieron cada vez, al llegar el segundo y el tercero de la visita.

Cuando concluyó el primer tiempo, el público de occidental, por cuya parte baja ingresan los seleccionados, elevó los aplausos al equipo nacional, intentando levantar el ánimo de los jugadores.

Una ovación extendida se sintió al ingreso del equipo para la segunda parte, con las sustituciones de Macnelly Torres y Freddy Guarín. Y subió cada vez más con el levante del nivel y las llegadas colombianas.

Explotó a los 24 con el primero de descuento, el de Teófilo, y aumentó a los 29 con la sanción de tiro penalti, que dos minutos más tarde concretó Falcao García para el segundo colombiano.

"¡Sí se puede! ¡Sí se puede! ¡Sí se puede!" invadió todos los rincones del estadio metropolitano Roberto Meléndez y la ‘mancha amarilla’ agitó sus brazos.

Falcao repitió con otro penalti, a los 38, para el empate a tres, y la locura se apoderó del escenario. "¡El cuarto, que sí se puede", fue el nuevo grito, Pero como no hubo necesidad de arriesgar, el pitazo final selló la clasificación y el delirio de una afición que, como nunca, apoyó a morir.

ESTEWIL QUESADA FERNÁNDEZ
Redactor de EL TIEMPO
Barranquilla

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.