Modelo nefasto / Opinión

Modelo nefasto / Opinión

notitle
02 de octubre 2013 , 06:23 p.m.

Los padres y seguidores del neoliberalismo, así como los medios de comunicación que los aplauden, se niegan a aceptar que, la reforma económica de los 90s, conllevó a deformar el proceso de producción de bienes del país, a generar inestabilidad laboral, a desmejorar el nivel de vida de la mayoría de población rural y la urbana asalariada, donde muchos pequeños y medianos empresarios quebraron por la avalancha de importaciones promovidas por la apertura económica y los TLC, pero también por el encarecimiento de las tasas de interés del capital bancario y la desaparición de las políticas de fomento.

La tributación cambió radicalmente, los pobres resultaron subsidiando a los ricos, ya que la base de impuestos desde entonces, no recae sobre los poseedores de la propiedad y la renta, sino sobre los consumidores.

Esta política neoliberal conllevó la privatización de servicios públicos y la venta de bienes del Estado, saliendo más afectados los pequeños y medianos agricultores, los usuarios de la salud y educación pública, ya que todo se convirtió en un negocio.

El fracaso social del modelo económico es real y la salida está en manos del pueblo o de esta élite política arrogante e insensible.

Luis Édgar Cruz
luis.cruz@unimilitar.edu.co
PhD en estudios políticos

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.