Unión de Farc y Eln no sería para actuar en terreno

Unión de Farc y Eln no sería para actuar en terreno

Los dos grupos pretenden una paz sin llegar a unir esfuerzos por una estrategia en el campo militar.

02 de julio 2013 , 10:53 p. m.

A pesar de que las Farc y el Eln anuncian un nuevo intento de unión, analistas consultados por EL TIEMPO anticipan dificultades para que ese compromiso se materialice en las regiones donde las dos guerrillas tienen presencia.

Desde que arrancó el proceso de paz con las Farc, el Eln ha saludado los diálogos y con acciones como el ataque a una patrulla militar en Norte de Santander –que dejó 11 muertos– ha intentado posicionarse como un interlocutor para el Gobierno.

La coincidencia de los dos grupos en pretender una negociación de paz no necesariamente se traduciría en una estrategia conjunta en el campo militar.

Es claro que entre los dos grupos existen diferencias conceptuales que, incluso, han llevado a que se enfrenten en el pasado. Y hay temor del Eln de que termine absorbido por las Farc en las pocas zonas donde sigue siendo fuerte.

El Eln logró un segundo aire en Arauca, donde ha desplazado al frente 10 de las Farc, y sigue siendo fuerte en el Catatumbo y en algunas áreas del Cauca.

En las tres regiones, por orden del secretariado de las Farc y del Comando Central del Eln, terminó una guerra entre guerrillas que dejó decenas de muertos. Eso no implica que estén realizando acciones conjuntas, al menos permanentemente.

La estrategia de que el diálogo termine en una constituyente –descartada por el Gobierno– une a las dos guerrillas. De allí que los ‘elenos’ tengan meses insistiendo en el asunto a través de sus comunicados, como también lo han hecho sobre una supuesta intención de negociar, que, sin embargo, no se corresponde con sus últimos ataques.

El coronel (r) Carlos Alfonso Velásquez, profesor de la Universidad de La Sabana, dijo que también parece juntar a esas guerrillas el “deseo de mostrarse como la verdadera izquierda cohesionada del país”.

Para los dos grupos, la salida negociada es una carta ganadora, de cara a los golpes militares sufridos en los últimos diez años, pero, mientras tanto, lo que seguiría es una convivencia tranquila sin unión de sus fuerzas.

REDACCIÓN POLÍTICA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.