¡Viva la ingeniería colombiana!

¡Viva la ingeniería colombiana!

notitle
22 de junio 2013 , 08:11 p.m.

Los numerosos escándalos que tienden a rodear los contratos públicos en nuestro país tienen diversas repercusiones negativas, que van más allá del incumplimiento de los objetivos de desarrollo y el manejo inapropiado de los recursos del erario. Una de tales repercusiones es la falta de credibilidad que hoy afecta a los profesionales de la ingeniería, quienes han heredado parte del nefasto patrimonio de ser corresponsables de esta lamentable situación.

Por un lado se los considera epicentro generador de muchos de los escándalos en referencia, y por otro, son constante objeto de cuestionamientos acerca de su idoneidad técnica. Este sentimiento generalizado lleva a equivocados paradigmas, como el de pensar que la mejor forma de blindar los procesos es a través de firmas internacionales.

Sin pretender desconocer las grandes dificultades y los malos ejemplos que han caracterizado la profesión en tiempos recientes, es necesario resaltar que resultaría insensato afirmar que la mayoría de las empresas del sector son carentes de capacidad técnica o que suelen recurrir a mecanismos inmorales para lograr su crecimiento. La historia de nuestra ingeniería es prueba de lo contrario.

Gracias a inconmensurables esfuerzos, en el año de 1930 se habían construido más de 3.000 kilómetros de red férrea, la instalación de líneas telefónicas en Bogotá se inició menos de una década después de la invención del dispositivo de Graham Bell, y desde 1913 contábamos con estaciones de radiotelegrafía. La capital fue provista de electricidad antes que muchas ciudades de los Estados Unidos, y empresas locales fueron pioneras en el mundo en aeronavegación comercial y de correo aéreo. A lo anterior se suma el desarrollo hidroeléctrico iniciado a mediados del siglo pasado, que, combinado con éxitos en exploración y refinación de combustibles fósiles, ha logrado que el país cuente con una de las matrices energéticas más diversificadas del hemisferio, con las consecuentes ventajas macroeconómicas y geopolíticas.

Asimismo, Colombia ha sido líder en la aplicación de tecnologías de la información y en 1994 se generó (por medio de la Universidad de los Andes) el primer enlace con lo entonces conocido como la red NSF (hoy en día Internet). Hoy somos uno de los países con mayor penetración y frecuencia de uso de redes sociales.

Este breve listado de buenos ejemplos es apenas una muestra del historial de éxito con el que contamos y el cual supera ampliamente aquel que se refiere a los fracasos y las frustraciones. De esta manera, en la búsqueda de las soluciones de los problemas de contratación y ejecución que tanto nos afectan, la mejor estrategia puede estar en rescatar y valorar nuestra ingeniería, en lugar de desecharla y desprestigiarla.

En particular, nos podríamos concentrar en entender las razones del éxito del pasado antes descrito, en donde se destacan los principios de calidad y eficiencia, procesos competitivos abiertos, colaboración con entes de mayor trayectoria, transferencia tecnológica y cumplimiento de estándares internacionales. Todo esto combinado con un mejoramiento de los esquemas de contratación pública, bajo una política de cero tolerancia con la corrupción y las malas prácticas, así como en el marco de reglas claras, justas y transparentes.

Esta discusión es de la mayor relevancia en el contexto actual del país, donde se avecinan lustros con inversiones billonarias en todo tipo de infraestructura. Podemos seguir desconfiando del talento local o nos dedicamos a fortalecer nuestra propia capacidad de desarrollarnos. Yo escojo lo segundo y sugiero que, para lograrlo, empecemos por defender y apoyar lo que representa la buena ingeniería colombiana.

Eduardo Behrentz
@behrentz

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.