Balcanización de Bogotá

Balcanización de Bogotá

notitle
07 de junio 2013 , 07:41 p.m.

 El alcalde Gustavo Petro y el representante a la Cámara Laureano Acuña están promoviendo la elección popular de alcaldes locales en los distritos especiales para que tengan mayor autonomía a la hora de ejecutar los recursos destinados al desarrollo de sus localidades.

Sin embargo, esta propuesta, que a primera vista ampliaría la democracia representativa y con la cual se puede estar de acuerdo, puede constituirse en un instrumento de desgobierno de las ciudades que hoy son distritos especiales, en la medida en que, primero, los mandatarios elegidos, además de recibir más funciones, esperarían que también se les trasladaran la totalidad de los recursos correspondientes y en poco tiempo demandarían que todos los recursos que producen sus localidades, vía impuestos, se quedaran y fueran invertidos en ellas; segundo, no serían pocas las oportunidades en que el desarrollo local propuesto por los alcaldes locales fuera en contravía de lo que propone y necesita la ciudad, y tercero, la oposición política no solo se daría desde el Concejo y de los partidos políticos, sino que también vendría de aquellos alcaldes elegidos por partidos y grupos políticos distintos al que eligió al alcalde mayor.

En el primer caso, si los locales elegidos popularmente y sus comunidades demandan para sí los recursos que produce cada localidad, se estaría propiciando un desarrollo desigual de la ciudad. Por ejemplo, en el caso de Bogotá, se tendrían localidades ricas y con buenos recursos, como Chapinero, Suba, Usaquén, Teusaquillo y Puente Aranda, y otras muy pobres y con muchas necesidades, como Usme, Rafael Uribe Uribe, San Cristóbal, Bosa y Ciudad Bolívar, entre otras.
Sería una ampliación democrática que no permitiría la redistribución racional y equitativa de los recursos desde las que tienen más ingresos hacia las que concentran los más pobres. Este es un riesgo no despreciable, que hay que tener en cuenta en la discusión de la propuesta.

Un ejemplo claro de tal desarrollo desigual e inequitativo se presenta hoy en la ciudad de Caracas (Venezuela), donde el alcalde mayor no tiene el control de la ciudad, conformada por 5 municipios conurbados, gobernados por alcaldes elegidos popularmente y con autonomía administrativa, financiera y política, como son: Libertador, Baruta, Chacao, El Hatillo y Sucre.

Esto hace que se presente un desarrollo desigual de la ciudad: mientras Chacao y Baruta están dentro de los municipios con más presupuesto de Venezuela y se destacan por su desarrollo y orden, los vecinos, separados apenas por una calle, Libertador y Sucre, son los que más habitantes tienen, menos desarrollo económico y social presentan y sus administraciones no son de las más eficientes. Antes de tomar una decisión respecto a la elección popular de alcaldes locales sería recomendable que se visitara y conociera esta experiencia.

En el segundo caso, algunos alcaldes elegidos popularmente, presionados por sus gobernados, podrían oponerse a proyectos que involucren varias localidades, de carácter metropolitano e inclusive regional, definidos desde la alcaldía mayor, por considerar que afectan el interés local. En esta misma línea, cabe imaginarse, si hoy existiera la elección popular de alcaldes, cómo sería el escenario de gobernabilidad del alcalde Gustavo Petro con algunas localidades en manos del uribismo o de otros partidos y grupos opositores; es decir, además del Concejo, el gobierno distrital tendría que buscar consensos y acuerdos programáticos con los alcaldes locales para sacar adelante su Plan de Desarrollo, y tendría más problemas para gobernar que los que tiene hoy.

Hay que defender la ampliación de la democracia y la descentralización local, pero con cada propuesta hay que evitar el desmembramiento y el desgobierno de los distritos especiales. Es importante mirar el estudio que sobre descentralización elaboró para Bogotá la Universidad del Rosario en el 2009.

 

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.