Como Jenny Rebollo fue identificada colombiana víctima de 'shaolín'

Como Jenny Rebollo fue identificada colombiana víctima de 'shaolín'

Familares y amigos recordaron a la mujer, oriunda de Montería, y quien vivía hace 10 años en España.

05 de junio 2013 , 09:18 a.m.

Medios de comunicación de España y familiares revelaron la identidad a la mujer, quien tenía dos hijos y era oriunda de Montería (Córdoba).

Jenny Sofía Rebollo, según las investigaciones que adelantan las autoridades en España, fue asesinada por Juan Carlos Aguilar, un experto en artes marciales español.

Según el medio de comunicación vasco eldiario.es, la colombiana tenía 40 años y su identificación fue posible debido a que las autoridades tenían sus huellas porque en el pasado se resistió a un arresto. Según este medio, Rebollo, al igual que la nigeriana que también fue asesinada, ejercía la prostitución

Por su parte, Jóvita Tuirán, tía de la mujer asesinada recordó a Jenny Sofía como una mujer alegre, madre de dos hijos y quien trabajaba en una peluquería en España, país al que  llegó hace al menos 10 años.

“Ella tiene dos hijos. Uno allá en España y otros en Montería”, contó Tuirán a la cadena de radio Caracol y agregó que Jenny “se fue a España y montó un salón de belleza. Acá le dejó uno a las hermanas. Ella tuvo problemas con el papá del niño, que es español, porque no quería reconocerlo. Ellos casi no convivieron y por eso lo bautizó como hijo de ella”.

Jóvita reveló también  que solo hasta hoy miércoles la mamá de Jenny se enteró de lo sucedido con su hija.

La versión digital del diario español 'El Mundo' informó que los colombianos residentes en Bilbao planean convocar este jueves una concentración en la ciudad para mostrar su repudio por los hechos. Será a las 19 horas (14:00 hora de Colombia) en el Teatro Arriaga.

A la cárcel falso shaolín

Un juez español ordenó hoy el ingreso en prisión de Juan Carlos Aguilar como presunto autor de la muerte de Jenny Sofía y de una mujer una nigeriana en la ciudad de Bilbao.

Aguilar de 47 años, administraba un gimnasio en el centro de Bilbao donde fueron encontrados los restos de la mujer colombiana.

El sospechoso fue detenido en la tarde del domingo y ha pasado hoy a disposición judicial. La detención se produjo después de que un testigo alertara a la Policía de que había visto cómo una mujer era obligada a entrar por la fuerza en un gimnasio. Los agentes que acudieron al local tuvieron que tirar la puerta abajo para acceder al interior, donde encontraron en una habitación de reducidas dimensiones a Aguilar junto a Otuya, quien estaba inconsciente, con ataduras en manos, pies y cuello.

El lunes, Juan Carlos Aguilar confesó a la Policía que creía haber matado a otra mujer unos días antes, tras lo que los investigadores determinaron que los restos encontrados en su local corresponden a una sola persona y que se trata de la colombiana.

Aguilar, experto en artes marciales y monje shaolín, lleva dos años en tratamiento por un tumor cerebral, según dijo la Policía, sin que esté claro si esa circunstancia podría alterar sus facultades. Los vecinos y comerciantes de inmuebles cercanos al gimnasio que regenta declararon estar impresionados por el suceso.

Con EFE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.