Secciones
Síguenos en:
Se inicia indagatoria a dos generales (r.) por la masacre de Apartadó

Se inicia indagatoria a dos generales (r.) por la masacre de Apartadó

Testimonios implican a Luis Alfonso Zapata y Héctor Fandiño en la muerte de 8 campesinos.

Un militar y al menos 10 paramilitares, acusados de masacrar a 8 integrantes de la comunidad de paz de San José de Apartadó (Antioquia), en febrero del 2005, aseguran que en esos hechos participaron los generales (r) Luis Alfonso Zapata Uribe y Héctor Jaime Fandiño Rincón.

Por eso, ambos oficiales acaban de ser citados a indagatoria dentro de este caso que tiene al país en el banquillo de los acusados del Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Según los testimonios -revelados por EL TIEMPO desde agosto del 2008-, los generales participaron en la planeación y ejecución de la masacre, atribuida inicialmente por el gobierno Uribe a la guerrilla de las Farc.

Como lo anticipó ELTIEMPO.COM, para desvirtuar los señalamientos, Zapata deberá acudir este jueves ante el fiscal séptimo de Derechos Humanos y Fandiño, mañana.

Un oficial los acusa

La principal evidencia en su contra es la versión del capitán Guillermo Armando Gordillo, quien paga 20 años de cárcel por estos hechos.

Gordillo aseguró que los dos oficiales conocían de la operación. De hecho, indicó que tras la masacre, Fandiño llegó al sitio, reprendió a los 'paras' porque "la habían embarrado" e instruyó a los soldados acerca de cómo declarar ante las autoridades.

Cerca de una decena de 'paras', condenados por esta matanza, también han relatado que Zapata -antecesor de Fandiño en la Brigada XVII- habría autorizado que los militares fueran guiados por miembros del bloque Héroes de Tolová de las Auc.

El patrullaje supuestamente tenía como objetivo capturar a guerrilleros de las Farc. Pero culminó con la muerte de Luis Eduardo Guerra, su pareja Beyanira Areiza, y su hijo Deiner Andrés (10 años), en la vereda Alto Mulatos, de Apartadó.

También, en la vereda La Resbalosa, fueron asesinados y dejados en una fosa los cuerpos desmembrados de Alfonso Bolívar, su esposa Sandra Milena Muñoz Pozo, y sus hijos Natalia (de 5 años) y Santiago (18 meses), junto a Alejandro Pérez.

"La vinculación de los generales responde a la justicia. Esperamos que se continúe profundizando frente a los demás responsables", anotó el abogado de las víctimas Jorge Molano.

Cinco militares ya han sido condenados por este caso.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.co

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.