Ejemplar condena a prisión por 'paseo millonario'

Ejemplar condena a prisión por 'paseo millonario'

Jueza impone 42 años de cárcel a asaltante de pareja. Condenado se negó a delatar cómplices.

notitle
24 de febrero 2013 , 10:15 p. m.

Una jueza de Bogotá acaba de imponer una histórica condena por uno de los delitos que más asustan a los colombianos: el ‘paseo millonario’.

Hace un año, una pareja bogotana que salió de una fiesta terminó en manos de una de las bandas dedicadas a esa modalidad criminal. La Policía capturó a uno de los delincuentes, que, para obtener rebaja de pena, decidió aceptar los cargos sin entregar ningún dato sobre sus cómplices. La jueza le impuso 42 años de cárcel.

Jimmy Belisario Pérez Gutiérrez, de 34 años, reconoció su responsabilidad en los hechos, pero se negó a colaborar con la justicia. Su nombre aparece en otra investigación por ‘paseo millonario’. La sentencia señala que, frente a este tipo de agresiones a la sociedad, “es necesario que se envíe un mensaje a la comunidad en general: conductas como la aquí juzgada requieren una respuesta fuerte del Estado”.

Los hechos ocurrieron en la madrugada del 14 de enero del 2012, en la calle 93 con carrera 11. La pareja tomó un taxi y en el momento en que cruzaban la calle 116 con autopista Norte, el conductor paró el vehículo y dejó subir a varios hombres que, mediante golpes e insultos, obligaron a las víctimas a entregar sus tarjetas débito y crédito, sus celulares y el dinero en efectivo que llevaban.

Después de 40 minutos de intimidaciones y de recorrer varios cajeros y desocupar las cuentas de la pareja, los asaltantes los dejaron en la calle 53 con avenida Boyacá. Para ese momento, los delincuentes ya se habían apoderado de seis millones de pesos.

Una de las víctimas se percató de que siempre hubo un segundo carro con los asaltantes, tomó nota de la placa y con ese dato la Policía logró, tres días después, la captura de Pérez.

El hombre se identificó como taxista y aceptó los dos cargos que había en su contra: secuestro extorsivo y hurto calificado. La jueza señaló en su sentencia que, “se aprecia un gran despreció del condenado por la libertad personal de las personas, la dignidad humana, y una inusitada insensibilidad moral para obtener provecho económico”.

Después de describir la humillación y el maltrato que recibió la pareja durante el asalto, el fallo concluye: “Nada más desalentador para las víctimas que una condena insignificante para su agresor. Por lo tanto, la pena no solo debe ser intramural (en cárcel), sino lo bastante alta para que el procesado tenga la oportunidad de reflexionar sobre sus crímenes”.

REDACCIÓN JUSTICIA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.