El Papa alista fórmula para adelantar el cónclave

El Papa alista fórmula para adelantar el cónclave

El último documento magisterial de Benedicto XVI buscaría modificar la constitución apostólica.

notitle
20 de febrero 2013 , 09:57 a. m.

“Reconozco que nunca había leído la constitución apostólica Universi dominici gregis, que dice cómo actuar durante el llamado período de sede vacante que comienza tras la muerte o la renuncia de un papa, pues pensaba que nunca me iba a tocar vivir una situación así. Ahora estoy haciéndolo a todo prisa pues, como a casi todos, esto me ha pillado de sorpresa”.

Son las sinceras palabras de un cardenal italiano esta semana, intentando explicar cuál es la “hoja de ruta” a seguir después del sorprendente anuncio de que Benedicto XVI dejará el pontificado el 28 de febrero.

La Universi dominici gregis, promulgada por Juan Pablo II en 1996 para recoger en un único las normas y los tiempos a seguir durante el período de sede vacante y en el posterior cónclave, prevé que las votaciones para elegir al nuevo papa comiencen entre 15 y 20 días después de acabe el pontificado anterior. Ese tiempo se contempla para dar oportunidad a todos los cardenales a que se desplacen a Roma.

El hecho de que Benedicto XVI anunciase su renuncia al solio pontificio 17 días antes de que se haga efectiva, ha hecho que muchos en el Vaticano consideren innecesario postergar tanto el cónclave.

El portavoz vaticano, el jesuita Federico Lombardi, quien ya había reconocido que un adelanto era posible, confirmó ayer que Benedicto XVI está preparando la publicación de un motu proprio (documento magisterial) para precisar algunos puntos de la Constitución apostólica Universi dominici gregis.

Esta reforma haría posible que el cónclave se celebrase alrededor del 10 de marzo, como adelantó la agencia francesa I.Media. Lombardi explicó que el motu proprio aparecerá antes del día 28 de febrero, cuando comienza la sede vacante, y que el papa también está trabajando sobre otro texto pontificio. “Están en estudio algunos puntos para lograr una plena armonía con otro documento relativo al cónclave, el Ordo Rituum Conclavis”.

Este último escrito describe cómo han de ser los ritos a seguir durante las votaciones que los cardenales menores de 80 años realizan en la Capilla Sixtina para elegir al nuevo obispo de Roma.

El motu proprio adelantando la fecha del cónclave, probablemente el último texto magisterial del pontificado, será la segunda reforma que Benedicto XVI hace de la Universi dominici gregis. En 2007 firmó el documento De aliquibus mutationibus in normis, que hace más difícil la elección del nuevo papa: prevé que haga falta una mayoría cualificada de dos tercios de los electores, no una mayoría simple de la mitad más uno de los votos, como ocurría antes.

Esta norma obligará a los purpurados a llegar a más compromisos que en cónclaves pasados, lo que puede provocar que hagan falta más votaciones.

Durante un encuentro con la prensa, el viceprefecto de la Biblioteca Apostólica Vaticana, Ambrogio Piazzoni, confirmó ayer la posibilidad de adelantar el cónclave. “Si los cardenales llegan a Roma antes de los 15 días previstos no hay nada que esperar y se puede empezar”, explicó este especialista en historia pontificia.

Darío Menor Torres
Para EL TIEMPO
Ciudad del Vaticano

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.