'Busrro' escolar se resiste a salir de circulación en Santa Marta

'Busrro' escolar se resiste a salir de circulación en Santa Marta

La prohibición de vehículos de tracción animal dejará por fuera a un particular transportador.

01 de diciembre 2012 , 04:48 p. m.

Bladimiro Rafael Padilla Flórez sabe que su jubilación como conductor de 'carro'emula' está cerca. A partir del próximo 31 de enero, la circulación de los vehículos de tracción animal estará prohibida en todo el país, pero lo que realmente le preocupa es que ya no podrá transportar a los 42 niños del colegio Santa Catalina, en Santa Marta.

Con su carreta adaptada como bus escolar, con cuatro sillas, escalera, espejo retrovisor y hasta zapaticos de bebé colgados del techo, y su fiel compañera 'Morocha', una yegua que compró hace cuatro años y que consiente como niña chiquita, Padilla ha cumplido con esta tarea, de lunes a viernes, durante los últimos 13 años.

"Estoy pensando que me toca dejar esta actividad porque parece que el Gobierno no me lo va a permitir, a menos que me den un permiso especial para seguir transportando a los niños", dice este hombre de 51 años y piel curtida por el sol, que estudió hasta quinto de primaria.

Padilla, quien reside en un rancho en la cima del Cerro de las Tres Cruces, comenzó llevando a sus cuatro hijos mayores en carreta al colegio y luego algunas madres del sector que lo venía pasar le encargaron el transporte de sus niños. A medida que aumentaba el número de pequeños fue acondicionando su carreta para hacerla más cómoda.

Blanca Bueno, vecina de Padilla, asegura que manda a sus tres nietos al colegio con él porque es una persona responsable y siente que están seguros.

"Antes nos tocaba la dura tarea de llevarlos a pie porque por cuestiones económicas nos quedaba muy pesado. Para mí es más peligroso mandarlos en moto que con el señor Bladimiro", dice la mujer de gafas y pelo canoso.

Cuando no ejerce su oficio de transporte escolar, por el que algunos padres le pagan 500 pesos diarios o 10.000 mensual por niño, Padilla se rebusca botando escombros o podando árboles.

En temporada de vacaciones se dedica, en las noches, a pasear turistas en coche por las calles del Centro Histórico.

No obstante, el trabajo con los niños es lo que más le gusta.

"Cuando salen de vacaciones la paso mal en la mañana porque me hacen falta, ya me acostumbré a ellos", comenta. Por eso, la posibilidad de no poder seguir con esta labor el próximo año lo entristece.

La Unidad de Tránsito y Transporte del Distrito realizó esta semana un censo para saber cuántas personas trabajan con vehículos de tracción animal en la ciudad (se contaron 425 'carromuleros' en Santa Marta y Gaira) y poder iniciar un proceso de reconversión laboral, en cumplimiento del Decreto 178 de enero de 2012.

Luego del censo se harán visitas casa por casa para establecer sus condiciones socioeconómicas y familiares y, posteriormente capacitarlos y brindarles alternativas laborales.

"Estoy esperando que me den un cupito para hablarles sobre el medio de transporte de los niños, mostrarles una foto para que vean las comodidades que tienen y ver si el otro año me dejan seguir así sea con un permiso y un seguro", dice Padilla.

Las posibilidades son mínimas. Aunque el director de la Unidad de Tránsito y Transporte, Rafael Martínez, desconoce su caso, asegura que es muy complicado que siga transportando niños en este tipo de vehículos porque "viola todas las normas de transporte", según sus palabras.

PAOLA BENJUMEA BRITO

CORRESPONSAL DE EL TIEMPO

SANTA MARTA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.