La cueva de Gorham

La cueva de Gorham

En el Peñón de Gibraltar se explora el refugio de los últimos Neandertales.

notitle
29 de agosto 2012 , 04:56 p. m.

El Peñón de Gibraltar, el monolito de piedra caliza de 426 metros de altura, el más grande del mundo, que cuenta con reserva natural en su parte superior en la que viven los últimos primates salvajes de Europa, también fue el refugio de los últimos Neandertales. Sus cuevas interiores son un yacimiento arqueológico impresionante; los hallazgos e investigaciones realizadas allí en los últimos 164 años han enriquecido la historia del hombre y, por eso, serán declaradas por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad en 2014.

La Cueva de Gorham, por ejemplo, descubierta en 1907 por el capitán británico A. Gorham, es la más importante de todas las 160 cavernas catalogadas. Allí se han realizado excavaciones sistemáticas desde hace 87 años y hecho algunos de los descubrimientos más importantes para la humanidad. Las excavaciones más antiguas comenzaron entre 1925-26 con la arqueóloga británica Dorothy Gasrrod (1892-1968), las contemporáneas en 1958 y las actuales desde 1992. Pero la importancia de la Cueva como yacimiento arqueológico solo se conoció entre 1945 y 1948. No obstante, "los primeros hallazgos que la consolidan como Patrimonio de la Humanidad, se realizaron entre 1992 y 2007", dice a LECTURAS el arqueólogo español Francisco Giles, actual Codirector en prehistoria y arqueología en el llamado Gibraltar Cave  Project (Proyecto de la Cueva de Gibraltar), que se inició hace 18 años.

"El más importante de todos los descubrimientos fue encontrar los niveles arqueológicos del hábitat de los Neandertales más modernos de Europa, lo que es valorado por la UNESCO, junto con el más de siglo y medio de investigaciones arqueológicas realizadas en el Peñón de Gibraltar", afirma Giles, aunque resalta que "todas las investigaciones han sido muy importantes porque cada descubrimiento supuso un avance en la investigación" sobre los Neandertales.

Los beneficios que produjeron para la humanidad los hallazgos hechos en la Cueva de Gorham y otras cavidades, "recaen fundamentalmente, en el conocimiento de la evolución de los Neandertales en Europa, al considerarse el Peñón de Gibraltar y sus múltiples cuevas como el refugio de los últimos Neandertales, una especie fundamentalmente europea", señala. Los Neandertales vivieron en Europa y algunos lugares de Asia Occidental desde hace 230 mil a 28 mil años atrás pero, al contrario que los Homo Sapiens, no se desplazaron fuera del Viejo Continente. Se cree que el hombre de Neandertal surgió del Homo heidelbergensis, que apareció hace 600 mil años en Europa y sobrevivió hasta hace 250 mil. El Homo Sapiens, en cambio, evolucionó en África desde donde emigró hacia el resto del Planeta hace 100 mil a 60 mil años. El Homo Neanderthalensis por lo tanto es una especie casi que eminentemente europea.

"Los primeros hallazgos de gran interés paleontológico para la ciencia fueron los restos de fósiles de Neandertales encontrados: el primero, en 1848 (un cráneo femenino) y, el segundo, en 1926, el cráneo de un 'niño' Neandertal en el sector Norte del Peñón. Más tarde se encontró otro cráneo en el Valle de Neandertahalk, en Alemania, y se comenzó a llamar a esta especie como 'Neandertahals', en honor a la región donde se hizo el hallazgo", aunque el primer descubrimiento se hizo en Gibraltar, recuerda Giles.

Además de ser refugio de los últimos Neandertales, el Peñón de Gibraltar es un espacio mítico. Expertos afirman que también albergó varias civilizaciones y habría sido santuario de divinidades como Hércules y otras deidades protectoras de los navegantes hacen miles de años. Los griegos antiguos creían que Hércules fue quien abrió el estrecho de Gibraltar de un solo golpe para unir el mar Mediterráneo con el Atlántico.

Históricamente se sabe que los fenicios estuvieron en el Peñón hacia el 950 A.C. cuando Gibraltar y Abila (antigua ciudad y promontorio en la actual Ceuta) formaban las llamadas 'Columnas e Hércules', que señalaban a los antiguos el fin del mundo conocido y demarcaban la última frontera para los navegantes. Versiones históricas aseguran también que los marineros fenicios fueron los que marcaron esa zona con unas columnas de plata para alertar los navegantes los límites seguros de navegación.

Investigaciones realizadas por el Proyecto de la Cueva de Gorham afirman, sin embargo, que "más que de un mundo fenicio o púnico cerrado, el santuario existente en Gorham tuvo un cierto carácter abierto o 'internacional', en donde no se invalidarían las actuaciones de los indígenas en las actividades culturales de realizadas allí.

En la clasificación de Patrimonio de la humanidad de la UNESCO entrarán también las cuevas de Vanguard, Venetjunto y otras del Peñón donde se han encontrado restos arqueológicos y paleoantropológicos de los últimos 50 mil años de historia de los Neandertales en Europa.

El reconocimiento de la UNESCO se extenderá también a los equipos multidisciplinarios de investigadores internacionales (arqueólogos, biólogos, geólogos, paleontólogos etc.) que han participado en las investigaciones desde 1992. Han liderado esos equipos Clive Finlayson, director del Museo de Gibraltar y los Codirectores del llamado Gibraltar Cave Project Francisco Giles Pacheco, Joaquín R.Vidal, Geraldine Finlayson y Darren Fa.

Cuenta Giles que en la actualidad, "las excavaciones arqueológicas que se hacen en Gibraltar significan la constatación de la pervivencia de la población de Neandertales en esta área de del sur de Europa como el lugar donde habitaron hasta 28 mil o, probablemente, hasta 24 mil años atrás. Eso quiere decir que el medio ambiente del Sur de la Península Ibérica, constatado por el resultado de nuestras excavaciones, tras estudios paleoecológicos, se constituyó en un 'refugio ecológico' para estas poblaciones y demás especies de micromamíferos, flora, etc.," subraya.

Es preciso recordar que uno de los principales objetivos del  Proyecto de la Cueva de Gorham ha sido el estudio de los efectos de clima sobre el entorno en Gibraltar y las áreas adyacentes de la Península Ibérica. 

Cuenta Giles que en la actualidad, "las excavaciones arqueológicas que se hacen en Gibraltar "significan  la constatación de la pervivencia de la población de Neandertales en esta área de del sur de Europa como el lugar donde  habitaron hasta 28.000 o, probablemente, hasta el 24.000 atrás

Por Gloria Helena Rey

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.