Fiscalía indaga pago del Invías a firma de Ministro de Transporte

Fiscalía indaga pago del Invías a firma de Ministro de Transporte

La empresa de la familia de Miguel Peñaloza justificó un cobro con un documento con sello apócrifo.

24 de agosto 2012 , 10:13 a. m.

La firma PYG, de la cual es dueña la familia del ministro de Transporte, Miguel Peñaloza, que ha estado en el ojo del huracán en los últimos días por las contrataciones con entidades del Estado, tendrá que explicarles a la Fiscalía y la Procuraduría una de sus actuaciones legales en las que apareció un documento falso.

EL TIEMPO estableció que se trata de una asesoría en la cual representaron al Instituto Nacional de Vías (Invías) en el 2008 por varios pleitos que cursaban en su contra en Sincé (Sucre) y habrían dejado vencer los términos legales.

Sin embargo, de acuerdo con documentos que reposan en los órganos de control, PYG habría hecho el cobro de los honorarios y además el contrato se habría extendido por más tiempo.

En su momento, directivos de la empresa explicaron que sí hicieron el trámite respectivo pero que el documento que presentaron tenía un sello del juzgado que no correspondía al original. PYG manifestó que una empleada de la firma era la responsable y que le entabló una demanda.

Este viernes la esposa de Peñaloza, Sonia Guzmán, cabeza de la firma de asesorías jurídicas, aceptó que el incidente sí se presentó pero aclaró que ella no tuvo nada qué ver.

El siguiente es el texto del comunicado que le envió a EL TIEMPO:

1. No tuve, ni he tenido participación alguna en la elaboración y presentación, ante despachos judiciales, de documentos falsos.
 
2. En el caso puntual, sustituí  a otros abogados todas las actuaciones judiciales. Me permito aclararle que quien actuó de mala fe, fue una ex empleada Judicial de la firma, a quien despedí y denuncié, el pasado 10 de Julio de 2007, ante la FISCALÍA GENERAL DE LA NACION, por los delitos de Falsedad Personal, Falsedad en documento público y Fraude procesal, que como es de conocimiento, estos delitos no son desistibles y no puede afirmarse que se haya retirado  la denuncia, porque en ningún caso es procedente.
 
3. No es cierto que la firma hubiere hecho cobro por este concepto, ya que desde el momento en que notificó a la Entidad de estos hechos, no facturó estos servicios.
 
4. No es cierto que este contrato se haya renovado; este se terminó desde el momento en que la suscrita puso en conocimiento de la entidad los hechos antes descritos, acompañando en su momento copia del denuncio. El contrato se terminó anticipadamente en marzo de 2007.

UNIDAD INVESTIGATIVA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.